El director sueco afincado en Campos Ruben Östlund opta a tres premios Oscar como mejor director, mejor guion original y mejor película por Triangle of Sadness (Triángulo de tristeza), filme que acabó de producir en Mallorca y cuyas primeras proyecciones de prueba también llevó a cabo en la isla.

Tras conseguir la Palma de Oro en Cannes con Triangle of Sadness, Östlund opta ahora a tres Oscar por esta misma película, que el propio cineasta presentó en Palma durante el festival Evolution el pasado octubre. Fue en esa ocasión cuando explicó que quiso comprobar la reacción del público en unos pases del filme en Campos y que proyectaba rodar en la isla.

Todo a la vez en todas partes está lista para recorrer el multiverso de los premios Oscar en 2023. Con 11 nominaciones, la extravagante e imaginativa fusión de géneros creada por Daniel Kwan y Daniel Scheinert se ha colocado como favorita numérica para la 95 edición de los premios de la Academia de Hollywood, que se entregarán el 12 de marzo en el Dolby Theater de Los Ángeles en una ceremonia presentada de nuevo por Jimmy Kimmel.

Y sus aspiraciones pasan desde categorías de mejor película, dirección y guion original a las de montaje, banda sonora o canción y llevan a luchar por la estatuilla a cuatro de sus intérpretes, liderados por la icónica Michelle Yeoh, la actriz originaria de Malasia que hace historia como la primera candidata en categoría protagonista que se identifica como asiática.

El camino hacia el oro no está, en cualquier caso, determinado. Los académicos de Hollywood han repartido sus parabienes y han dado nueve nominaciones a Almas en pena de Inisherin, el último trabajo de Martin McDonagh, y la producción bélica alemana para Netflix Sin novedad en el frente. Han sumado además ocho para el Elvis de Baz Luhrmann y siete para Los Fabelman, el personal trabajo con el que Steven Spielberg amplía su récord como la única persona nominada en categoría de dirección en seis décadas diferentes.

A esos cinco títulos se suman en la lista de nominados a mejor película Top Gun: Maverick, que aspira a seis estatuillas, incluyendo la como poco sorprendente de guion adaptado, y Avatar: el camino del agua, que opta a cuatro. Y son dos títulos que han conseguido recaudar 3.500 millones de dólares en la taquilla global.

Los académicos de Hollywood también han metido en su decálogo de nominados a mejor película títulos de prestigio con mucho más reducido tirón comercial: Tár, el ya mencionado Triangle of Sadness y Ellas hablan, que han valido también nominaciones en dirección a Todd Field y Ruben Östlund. Sin embargo, Sarah Polley, Ellas hablan, no ha logrado la nominación a mejor directora. Y aunque ella ha logrado una nominación por el guion adaptado, tras años de empuje femenino en las principales categorías detrás de la cámara los Oscar vuelven a retroceder.

La actriz cubano-española Ana de Armas se ha hecho por Blonde un hueco en una de las categorías más interesantes de este año: la de mejor actriz protagonista. Y ahí las favoritas son Yeoh y Cate Blanchett por Tàr. En actor protagonista Hollywood se dirime entre rendirse a Brendan Fraser por su enorme retorno, literal y figurado, con The Whale o a los encantos de Colin Farrell.