Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

MÚSICA CRÍTICA

Concierto aniversario Euromúsica: La música de y desde Cuba

Concierto aniversario Euromúsica ★★★★

Ivon Frontela, piano.

Teatre Xesc Forteza de Palma  (27-05-220)

Hacía tiempo que no escuchaba tocar a Ivon Frontela, esa maravilla de pianista que reside y da clases en la isla. Todavía recuerdo unas magníficas Goldberg de Bach en el Conservatorio, que convirtieron el espacio académico en un altar bachiano. Sensacionales.

Pues bien, Ivon ha vuelto a tocar en Palma. Y lo ha hecho para agadecer esos veinticinco años de Euromúsica producciones, una empresa que, desde Mallorca, lleva música a los grandes festivales españoles.

Frontela quiso sumarse a esa celebración a través de algunas composiciones de diferentes épocas y maneras de hacer. Así, empezó con una versión de un fragmento del Orfeo de Gluck, siguió con el Sueño de amor de Liszt, vinieron luego un Estudio de Scriabin y La Maja y el ruiseñor de Granados para acabar con dos aportaciones cubanas, Danzas de Ignacio Cervantes y Zapateo cubano de Gisela Hernández. Y eso no fue todo, ya que fuera de programa y debido a las múltiples peticiones del público, Frontela interpretó Altagracia de Carlos Fariñas y 3x4 de Ernesto Lecuona.

De todas las interpretaciones de las obras, distintas en estilo y época, debemos destacar dos elementos comunes: Por una parte, la pulsación, pues pocas veces hemos visto en directo una manera tan delicada y a la vez tan enérgica (según el momento) de poner los dedos sobre el teclado. Ivon Frontela posee ese don, el de tocar como si acariciara y una caricia a veces puede ser, incluso, tenaz, concluyente. Y, por otra parte, además de la pulsación, Frontela domina eso tan difícil de dominar como es el pedal. Ella hace que los armónicos suenen lo que deben durar para que nos seduzcan, para que nos impacten, para que no notemos que están, pero sí, están y muy presentes.

Enorme ese recital que debería ser el primero de muchos otros que diera esa enorme artista en Mallorca. Apresúrense los organizadores de ciclos y festivales, Frontela merece formar parte de sus programaciones. No se arrepentirán.

Compartir el artículo

stats