Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Maria del Mar Bonet: «Cantaré para que Damià Huguet esté con nosotros»

Ofrece un recital dedicado a su amigo poeta, donde interpretará «temas que le entusiasmaban»

Biel Huguet, Bel Busquets, Maria del Mar Bonet, Antònia Sitjar (OCB) y Carme Castells. Mallorca Literària

«Cantar su poesía en el recital es muy importante para mí, es convocar a Damià para que esté un poco con nosotros. Allá donde esté, estará con nosotros», dijo este jueves una emocionada Maria del Mar Bonet. Fue amiga del poeta de Campos desde la infancia y el sábado protagonizará el concierto de clausura del Any Huguet en el oratorio de Sant Blai, «un lugar maravilloso y mágico. Será una noche magnífica», como aseguró la cantante mallorquina.

Los más de 200 asistentes –las entradas ya están agotadas– escucharán en el jardín «temas que le hubiesen gustado a Damià. Son canciones que me comentaba en las cartas que me enviaba y con las que se entusiasmaba. Me gusta cantarlas sabiendo eso», destacó sobre un repertorio escogido por ella y que incluye temas como Alenar, El Pi de Formentor, Na Ruixa Mantells y otros de su disco Jardí Tancat, donde el poeta «tuvo un papel muy importante».

«Yo quería musicar la poesía mallorquina más antigua, más nuestra, y un día le pedí que me ayudase a elegir poemas. Me hizo ver cosas que yo no había notado en autores como Maria Antònia Salvà, Miquel Costa i Llobera, Joan Alcover, Miquel Ferrà... Toda una serie de personas especiales. Pero al final me dijo que eligiese yo porque él no podía», relató como anécdota sobre su relación con el poeta. Maria del Mar Bonet también cantará «alguna poesía suya, a ver si sale», aunque no avanzó cuál, «es supersecreto», se escudó quien estará acompañada por el músico Borja Penalba.

El recital ha sido organizado por la Obra Cultural Balear (OCB) de Campos, de la que Huguet era miembro hasta que falleció en 1996, y cuenta con el apoyo de la Fundació Mallorca Literària. La conocida intérprete de la nova cançó les agradeció el concierto de clausura del 25 aniversario de su fallecimiento –l’Any Huguet fue conmemorado sobre todo el año pasado–, aunque remarcó que se trata de «un acto abierto porque Damià crecerá aún mucho más», debido a que «su trabajo todavía no es del todo conocido y se tiene que posibilitar que lo sea para ayudar a la gente joven a creer en la poesía, la verdad y tantísimas cosas que él defendía a medida que crecía como persona».

Bonet destacó además que una de las lecciones más valiosas que su amigo íntimo le enseñó es que hay que «creer en lo que hacemos, como hacía él. Cuanto más creas en algo, mejor resultado tendrá». Añora sus «deliciosas» cartas, que abría «en el mejor momento del día para disfrutarlas», sus charlas y su forma de caminar. «Todo esto me falta y soy rebelde. Me gusta decir que está aquí y continuar hablando, pero con los años te das cuenta de que los amigos a veces te hacen estas cosas, que se van de vacaciones y no vuelven», como lamentó en referencia a Huguet y a su también estimado fotógrafo Toni Catany.

El hijo del poeta, Biel Huguet, asistió a la presentación del recital y en la misma línea que Bonet afirmó que personalidades como la intérprete, el reconocido fotógrafo de Llucmajor, su padre o el escritor Biel Mesquida, entre otros, «pusieron los fundamentos de una Mallorca contemporánea de la que muchas personas se sienten herederas y orgullosas». Por ello, animó a «reivindicar los valores que ellos transmitieron, ligando la mallorquinidad con el Mediterráneo y el mundo», un «bagaje que ha ayudado a tener una Mallorca mejor», concluyó.

Compartir el artículo

stats