Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La magia de la Cabalgata de Reyes se hace viñeta

La novela gráfica 'Tanmateix, la Màgia', de Flavia Gargiulo y Cristina Llorente, rinde homenaje a Palma y al organizador del desfile durante dos décadas, Toni Roca. Hoy llega a las librerías

La presentación de 'Tanmateix, la Màgia' se realizó en la carpa donde se preparan las carrozas. B. Ramon

La madre y la tía de Cristina Llorente estaban convencidas de que su padre «era un emisario de los Reyes Magos». Es lo que les aseguraban de niñas cuando en su casa «veían planchar los trajes» de Sus Majestades de Oriente. Como el abuelo de la guionista Tanmateix, la Màgia «trabajaba» para Melchor, Gaspar y Baltasar, organizando durante dos décadas la Cabalgata de Palma, Llorente conoció de primera mano cientos de anécdotas.

«Siempre tuvo una cierta morriña de aquella etapa, que duró desde 1954 hasta 1975, y cuando en mi infancia íbamos juntos a ver una cabalgata era muy gracioso porque criticaba la iluminación, la música... Decía que en su época lo hacían mejor». Ahora la historia de Toni Roca ve la luz en forma de novela gráfica, escrita por su nieta e ilustrada por la dibujante Flavia Gargiulo, ya que este miércoles llega a las librerías de la isla y mañana jueves será presentada en Rata Corner.

El homenaje también se ha convertido en «una excusa» para reflejar la evolución de la ciudad. «Contamos la historia saltando del pasado al presente, por lo que se pueden ver claramente los cambios urbanísticos a través de los dibujos», relata quien también es arquitecta. Con su formación y la de la ilustradora, que estudió Historia del Arte y es conocida por sus vistas aéreas de Palma, la obra ofrece una mirada precisa de una urbe transformada por completo en medio siglo. «La parte actual está ambientada en 2008, un año antes de que mi abuelo muriese, porque quería que estuviese en la historia de forma activa. Lo único novelado es que él me ayuda a realizar la investigación sobre la Cabalgata, le invito en la ficción, pero realmente no pudo».

La plaza de España durante el franquismo y en 2008, Cristina Llorente tomando notas de los recuerdos de su abuelo, Toni Roca, y la Plaza de Toros, donde antaño se montaban las carrozas.

Llorente y Gargiulo tuvieron que llevar a cabo «una gran labor de documentación para ser lo más rigurosas posible con el fin de recrear la ciudad del pasado» y lo hicieron buscando en archivos y hemerotecas fotografías y todo tipo de información, incluida la cartografía antigua de Palma. Combinaron los hallazgos con su creatividad y el resultado es una novela gráfica «para adultos», deja claro la escritora. «No es que realicemos un spoiler consciente de quiénes son los Reyes Magos, pero en el libro hay comentarios sobre cómo nos influía la magia y sobre que no éramos capaces de ver que Baltasar llevaba la cara pintada con betún», por ejemplo, debido a que es una historia sobre la organización de la Cabalgata. «No podemos asegurar que si un niño lee el libro no se cuestione cosas y no queremos ser responsables de ningún drama familiar», bromea Llorente.

Las autoras de Tanmateix, la Màgia presentaron este martes la novela gráfica a los 85 mecenas que han contribuido con sus donaciones a que la publicación sea hoy una realidad. Lo hicieron en un lugar hasta entonces «secreto», la carpa en la que se está preparando la próxima Cabalgata de Reyes. Con las carrozas sin montar y junto a montones de porexpan, hablaron a los asistentes de «un proyecto especial y mágico», el que Toni Roca impulsó como emisario de Sus Majestades de Oriente.

Compartir el artículo

stats