Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Obituario

La artista Araceli Castro fallece a los 102 años como consecuencia de un ictus

La iglesia de su pueblo ofrecerá este miércoles el funeral en su memoria

La artista Araceli Castro (1919-2021), actriz de teatro y reina de las playas españolas en su juventud, falleció el pasado día 21 a consecuencia de un ictus que había sufrido el 11 de octubre. Conocida por muchos como ‘Mamalili’, vivía desde hace décadas en Establiments, donde fundó y dirigió el grupo teatral Es Rutló. Este miércoles por la tarde, la iglesia de la localidad ofrecerá una misa funeral en su memoria.

Araceli Castro mantuvo casi hasta el final sus ganas de disfrutar de la vida. Su familia la ha definido como «una persona muy vital, que se ilusionaba por todo», ya fuera una conversación o la contemplación del paisaje desde la ventana de su cocina. Para sus allegados, Castro fue una mujer avanzada a su tiempo, con carácter y buen corazón, quien podía estar horas y horas recordando vivencias y anécdotas dejando a los presentes embelesados escuchándola. «Era única entre un millón», la han recordado.

Ella aseguraba que el teatro se lo había dado todo. Nació en Valls, en Tarragona, y su carrera artística comenzó siendo una niña, cuando con 13 años reemplazó a una bailarina que acompañaba a Blas Wilson durante una gira.

Con 15 años fue proclamada ‘Reina de las playas españolas’ por el semanario Crónica, que había convocado un concurso al que se presentó un centenar de jóvenes posando en maillot, prenda precedente del biquini. Era el año 1935.

En 1938 se casó con un piloto republicano, Martín Castaño y se trasladaron a vivir a Girona. Durante la Guerra Civil, en vista del desenlace, Castro tuvo que huir de España. Solo volvió a ver a su marido en Hendaya, cuando ya había nacido su hija, Lileta.

De aquella época recordaba que coincidió con Antonio Machado en un comedor. «Apenas hablé con él. Solo pudo relatar cómo le vi, un hombre avejentado, caduco, muy triste, enfermo, que escribía cartas», explicó en una entrevista a este diario en 2016.

La artista, durante un homenaje. Archivo Araceli Castro

Tras su paso por campos de concentración, volvió a España, ya bajo la dictadura de «el enano», como la propia Araceli Castro llamaba a Franco. «Dividió a España en dos y aún veo esa guerra en algunos políticos», lamentaba.

Tras la guerra, Araceli Castro volvió a trabajar como artista y a ganar dinero para su familia.

Se casó de nuevo con Juan Llobet, que aportaba dos hijos de un matrimonio anterior. Y Araceli también se hizo cargo de su sobrina Marisa, tras el fallecimiento de su hermana y de más familiares, con lo que su hogar se hizo grande. En la casa de Establiments, que Castro quiso que tuviera diez habitaciones, dos cocinas, varios cuartos de baños y salones para dar cabida a todos sus seres queridos, siempre había gente. A ella le gustaba acoger y tener hasta 30 personas sentadas a la mesa. Una de sus sobrinas recordaba ayer aquel tiempo como «ideal», con ‘Mamalili’ llevándose a los niños a pasear a los perros alrededor de la cantera, cantando canciones: «Para ella, era muy importante su familia».

Con 15 años, la publicación 'Crónica' la proclamó reina de las playas españolas.

Araceli Castro, hasta que sufrió el ictus, estuvo interesada por la actualidad, al día de la política y, sobre todo, era «disciplinada» a la hora de mantenerse activa, caminando cada día, aunque fuera en uno de los salones de su casa. Echaba de menos otra época, «antes la gente era más humana», comentaba a su familia.

Compartir el artículo

stats