Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La música del Viernes Santo

Algunos títulos representativos son ‘Stabat Mater’ y las dos grandes ‘Pasiones’ de Bach

Johann Sebastian Bach.

Johann Sebastian Bach.

Si en un día de fiesta como el Viernes Santo, uno decide ponerse a escuchar algunas músicas clásicas relativas a esa época litúrgica, aquí va una selección de las cuatro más representativas, tres son del barroco y una del último romanticismo. Tres toman la forma musical del oratorio, en cambio una se acerca más a la ópera, aunque el compositor rechazara el término para ese título concreto. Veamos...

‘Stabat Mater’

Empecemos por el compositor italiano Giovanni Battista Pergolesi y su Stabat Mater, una obra de textura mística, para dos voces femeninas y orquesta, en la que el joven autor (murió a los 27 años dos meses antes de estrenar la composición) toma un texto del siglo XIII, en el que se reflexiona sobre el dolor de la Virgen al pie de la cruz. Las palabras de esa meditación, que anteriormente había sido adaptada al canto gregoriano, se atribuyen al padre franciscano Jacopone da Todi y han sido utilizadas también por compositores como Vivaldi, Boccherini y más modernamente Penderecki y Poulenc. Ahora bien, cuando nos referimos al Stabat Mater de referencia, ese, sin duda es el de Pergolesi, que, por otra parte interesó y mucho a Johan Sebastian Bach, de tal manera que éste escribió una versión del mismo a modo de Motete.

El 'Parsifal' dirigido por Von Karajan.

El 'Parsifal' dirigido por Von Karajan.

¿Versiones discográficas recomendadas? Pues hay una clásica con Mirella Freni y Teresa Berganza con la Orquesta Scarlatti de Nápoles, dirigida por Ettore Gracis. Ahora bien, si el que buscamos es una cierta aproximación al sonido original, entonces debemos descartarnos por el de I Barocchisti, con las voces de Philippe Jaroussky y Julia Lezhneva, dirigidos por Diego Fasolis.

Sin movernos del barroco, pero a distancia geográfica de Italia, es obligado ir a Bach y a sus dos grandes Pasiones, la que escribió sobre textos de San Juan y la otra, más extensa, sobre los del evangelio de San Mateo. Las dos obras forman parte del catálogo de piezas fundamentales, no ya de la música religiosa, sino de la música en general. Tanto en La Pasión según san Juan como en La Pasión según san Mateo, Bach despliega toda su fuerza genial y compone dos partituras que conmueven por su enorme carga espiritual. Y, además, en ambas, el compositor alemán utiliza los mismos resortes y formas, eso es: recitativos del tenor evangelista, que es quien cuenta la historia tal como aparece en la Biblia, otros recitativos de Jesús (bajo), Pedro y algún soldado, los coros que abren y cierran las obras así como otras intervenciones corales puntuales.

'Pasion' de Bach.

'Pasion' de Bach.

En cuanto a las versiones, aquí también podemos elegir entre las que intentan buscar un sonido parecido al de la época y las que prefieren una manera más romántica de las partituras. Entre las primeras son recomendables las dos Philippe Herreweghe y el Collegium Vocale Gent, las de Nicolaus Harnoncourt con el Concentus Musicus Wien y con un Kurt Equiluz en estado de gracia como Evangelista. Entre las menos puristas la de San Mateo de Otto Kemplerer al frente de la Orquesta Philharmonia y con un gran Peter Pears en el papel de Evangelista, la de San Juan de Eugen Jochum con la Orquerstra del Concertgebouw de Amsterdam, así como las dos dirigidas por Karl Richter y la Orquesta y Coros Bach de Munich.

Disco del Collegium Vocale Gent.

Disco del Collegium Vocale Gent.

En el apartado operístico, nos encontramos con el Parsifal de Richard Wagner, la última de sus óperas, aunque el compositor rechazara ese calificativo para ese título. El argumento gira en torno a la congregación de los Caballeros del Grial, que custodian las dos reliquias sagradas del cristianismo: el Cáliz de la Última Cena y la Lanza con la que se hirió el costado de Cristo en la cruz. Wagner sitúa el tercer acto de Parsifal en un Viernes Santo, incluyendo una escena en la que se elogian los «encantamientos del viernes santo», un fragmento que muchas veces hemos podido escuchar, en su formato instrumental, como pieza independiente de concierto.

'Stabat Mater', de Pergolesi.

'Stabat Mater', de Pergolesi.

Por lo que a grabaciones se refiere, debemos citar las históricas de Hans Knappertsbusch (tiene varias, todas interesantes), las de Horst Stein, la de Wolfgang Sawallisch, la de Karajan de 1981 (tiene otra más antigua) y la del recientemente fallecido James Levine, con Plácido Domingo, Jessye Norman y el siempre grande Kurt Moll.

Compartir el artículo

stats