Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Juan Ángel Vela del Campo: "Bach aglutina la síntesis del pasado para proyectarse hacia el futuro"

«En las Pasiones los compositores buscan la complicidad entre la música y el que la escucha»

Juan Ángel Vela del Campo.

Juan Ángel Vela del Campo. D. M.

Ingeniero y crítico musical. El ensayista, colaborador en diversos medios de comunicación, pronunció una conferencia el miércoles en CaixaForum Palma sobre las ‘Pasiones de Cristo’ en la música, en el marco de un ciclo organizado junto a los Amigos del Museo del Prado

P. ¿Tiene sentido seguir componiendo pasiones después de la Pasión según San Mateo de Bach? 

R. Pues según como se mire. Tiene sentido por lo que tiene de fomentar la creatividad humana, siempre, pero con un punto de referencia realmente grandioso. Pero si lo miramos desde otro punto de vista, la respuesta es no, no tiene sentido componer no ya Pasiones, sino nada más, pues esa obra de Bach es la perfección absoluta. De todas maneras, debemos ver como algo interesante lo que han hecho sobre el tema compositores como Tan Dun, Osvaldo Golijov, Wolfgang Rihm o Sofiya Gubaidúlina.

P. ¿Interesante como ejercicio musical? 

R. Sí. Como obras de su tiempo. Naturalmente no son tan emocionantes ni tan profundas, pero sí tienen un valor desde el punto de la creatividad.

P. ¿En toda la música de Bach hay siempre una carga espiritual?

R. Sí. Bach es Bach siempre. En toda su música, sea religiosa o no, hay una enorme carga espiritual, humana y humanista con ganas de transcender a su propio tiempo. Bach aglutina la síntesis del pasado para proyectarse hacia el futuro.

P. ¿Son las Pasiones la parte de los Evangelios que más ha sido tratada musicalmente?

R. Sin duda. Y además siempre han sido tratadas con personalidad, siguiendo un formato estándar, con un evangelista que cuenta la historia y con un personaje clave que es Jesús. En las Pasiones los compositores buscan la complicidad entre la música y el que la escucha. De todas maneras, no existen tantas Pasiones musicales. Después de Bach si uno se pone a recordar se encuentra con solamente algunos nombres de autores como Penderecki, que hayan escrito ese tipo de música o los ya citados anteriormente y pocos más. Y siempre con el ojo mirando a Bach.

P. Los textos de San Juan y de San Mateo difieren en su sentido. Para el primero hay un aspecto glorioso en la Pasión, en cambio en el segundo encontramos más doctrina, más Iglesia. ¿Se nota eso en la música de Bach?

R. Sí se notan esas diferencias. De hecho, Bach utilizó libretistas diferentes que dan a las arias sentidos distintos. Y además jugamos con el tiempo, mientras que la de San Juan es de 1724, con un Bach joven recién llegado a Leipzig, la de San Mateo es más madura y por lo tanto con más carga reflexiva. Siendo una obra magnífica, la Pasión según san Juan no tiene la profundidad ni la carga espiritual de la de San Mateo.

P. ¿Hay pasión en las Pasiones de Bach?

 R. ¡Oh! De arriba a abajo. Las intervenciones del coro, los diálogos entre personajes, las arias, todos esos momentos están llenos de sentimiento apasionado.

 P. ¿Y Handel?

Claro, el Messias es muy popular ahora en Navidades, y tiene una parte muy humana, que se presta al rito, a ser interpretado por masas corales grandes. Las Pasiones de Bach no se prestan a ello por lo que tienen de reflexión teológica, incluso.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats