Suscríbete 1,5 €/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Marga Melià presume de ‘Dona’, corto premiado en Madrid

La cineasta, que ya prepara su segundo largo, ha sido distinguida en el festival Cencor

Las tres protagonistas de ‘Dona’, Rosa Cadafalch, Laura de la Isla y Carla Miquel.

Las tres protagonistas de ‘Dona’, Rosa Cadafalch, Laura de la Isla y Carla Miquel.

Dona, la cinta de Marga Melià, recibió el pasado fin de semana el segundo premio del festival Cencor de Madrid. La película de la directora mallorquina concurría en la categoría de Mejor Corto, junto a otras diez obras, entre ellas Black Bass, protagonizada por Antonio de la Torre, que fue la que se alzó con el primer premio de un certamen que, a causa de la pandemia, se vio obligado a celebrar su gala de modo virtual.

Es el segundo galardón que Melià logra por Dona, una historia íntima de tres generaciones de mujeres que han tenido que sufrir las consecuencias de un pasado oscuro que ha sido silenciado demasiado tiempo. Ya ganó un premio en el XXI festival Corten de Ciudad de Calahorra, el de mejor actriz, que fue a manos de Rosa Cadafalch, la abuela de Dona, una mujer que, poco antes de su muerte, romperá su silencio para liberarse del sufrimiento que la ha azotado en vida.

«Es muy importante que se reconozca la obra más allá de Mallorca. Y lo cierto es que Dona esta teniendo muy buena acogida en los festivales de toda España, incluso fuera. Hemos sido seleccionados hasta en Sudáfrica», comenta una ilusionada Melià.

Dona se preestrenó en el Festival Internacional de Cine de Menorca y su estreno oficial tuvo lugar en la clausura de la última edición del Atlàntida, «un festival muy reconocido y con el que siempre he estado muy vinculada. En él fue donde también estrené mi primer largometraje, Bittersweet Days», recuerda. De entre los diez certámenes nacionales en los que ha entrado Dona figuran citas importantes, como las de Alfàs del Pi, en Valencia, o el festival de cine de Zaragoza.

«Dona es un ejemplo de que se puede producir desde Mallorca. Las instituciones se han puesto las pilas y ahora resulta más fácil trabajar en Balears», afirma la responsable de una producción «ambiciosa».

Construido como una especie de puzzle, con constantes saltos en el tiempo y repleto de símbolos, el corto muestra «una cruda realidad social que nos toca más de cerca de lo que parece: los abusos infantiles, las consecuencias que se derivan de ellos, el silencio de las víctimas y de los cómplices, la necesidad de venganza, el miedo, la prostitución, la soledad, la falta de recursos... Me apetecía investigar no sobre la víctima o el verdugo sino sobre quienes conocen la tragedia y callan», subraya. Esta semana Dona se puede ver a través de Filmin, enmarcada en la programación del festival Evolution, y también en el festival internacional de cortos Mecal.

La historia se sitúa en 1979, «una época aún más machista, oscura y desigual que la actual, pero lamentablemente los temas de los que habla están aún muy presentes hoy en día. Nos queda mucho camino por recorrer para que todo esto salga a la luz y, así, poder empezar a resolverlo». Como dice la protagonista al fnal del corto: Porque solo cuando uno habla del horror, puede volver a empezar.

Tras Bittersweet Days, Melià ya prepara su segundo largo. «Será un drama, cuyos protagonistas principales serán mujeres, e indagaré sobre cuestiones psicológicas del alma humana. Me gustaría repetir con alguna de las actrices con las que ya he trabajado», adelanta. Antes tendrá que concluir el guion, el proceso «más complejo» de una película. «Si falla el guion, falla todo. De lo que escriba dependerá el trabajo del resto del equipo en los próximos años», subraya.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats