Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Pau busca lectores para 'Curtiss Hill'

El dibujante lanza el 1 de abril su campaña de 'crowdfunding' para editar el título con el que ganó el pasado Premi Ciutat de Palma de Còmic

Sobre estas líneas, una de las ilustraciones originales  de 'Curtiss Hill'. Abajo, Pau junto a otros dibujos del cómic. La imagen inferior muestra los regalos.

Sobre estas líneas, una de las ilustraciones originales de 'Curtiss Hill'. Abajo, Pau junto a otros dibujos del cómic. La imagen inferior muestra los regalos.

Curtiss Hill está más cerca de ser una realidad. El dibujante Pau Rodríguez, Pau, lanzará el 1 de abril una campaña de crowdfunding a través de Verkami para editar el cómic con el que ganó el último Premi Ciutat de Palma. Pau, que ya utilizó con éxito esta fórmula para publicar la versión catalana de la saga de Atlas & Axis, tiene prevista una tirada de mil ejemplares en castellano y 500 en catalán de Curtiss Hill en su propia editorial, Escápula. Según explica el autor, el lector podrá acceder a diversas opciones de compra que le reportarán diferentes ventajas como descuentos, obsequios y el envío gratuito. Pau, que todavía no ha recibido el importe del Premi Ciutat de Palma, ha decidido poner en marcha esta campaña para sacar adelante un álbum que ha supuesto un año de trabajo y poder centrarse en otros proyectos. El dibujante ultima estos días la historia de Curtiss Hill y Rowlf Zeichner, dos personajes antagónicos que miden su rivalidad en las carreras de coches. Un trentena de páginas le separan del final de este relato que, según dice Pau, "ha quedado redondo por la presentación de los personajes, la dosis de aventura, la didáctica y sorprender al lector". El personaje de Curtiss Hill nació en 2008 fruto de otra crisis, la económica: "Es una historia que pensamos entre cinco dibujantes.

Nos propusimos hacer cada uno un cómic en el mismo universo en el que nuestro personaje principal sería el secundario de otra de las historietas. Yo fui el único que empezó a hacerlo", recuerda. La situación de 2008 recordaba a la del crack de 1929 así que Curtiss Hill está ambientada en los años 30 del pasado siglo, y más concretamente en el mundo de las carreras de coches que en aquella época vivían un momento de esplendor. Para Pau, las cuestiones que surgieron en el desarrollo del cómic con el auge de los populismos y del fascismo, están vigentes todavía hoy: "También estamos viviendo una crisis solo que la de 2008 parecía de broma, a los dos años seguía todo igual, no cambió mucho la mentalidad". Se trata en cualquier caso de una historia inventada aunque "me he empapado de la historia de las carreras y de los pilotos legendarios. El desarrollo de la tecnología era brutal, pero todo se paró cuando empezó la guerra", explica. Para Pau ni todo es blanco ni todo es negro así que sus personajes están llenos de matices: "Me gusta que se vea un cambio radical en ellos". En Curtiss Hill esa evolución se descubre gracias a Maugène Berk una fotoperiodista que decide investigar: "Poco a poco veremos las motivaciones de los personajes y que tú podrías hacer lo mismo. Dependiendo de las circunstancias tomamos unas decisiones u otras".

Compartir el artículo

stats