Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Crítica de cine

Mi casa. Mis reglas.

Con Déjame salir, Jordan Peele mostró que se puede combinar el cine de suspense/terror con una dura denuncia del racismo. Rian Johnson no ha ido tan lejos en esta película. Resucita un género aparentemente difunto, jurásico, el de las historias de misterio tipo Agatha Christie, el juego de mesa (y posterior película) Cluedo o el Gosford Park de Altman con mucha inteligencia, bastante humor, y cuela un misil contra la política inmigratoria de Trump o bucaneros similares y el tancredismo de la izquierda divina.

El argumento va de un famoso escritor de novelas de misterio que fallece la noche de su 85º cumpleaños y sume a sus descendientes y su enfermera particular en el caos. La primera, muy interesante novedad del guión es que no espera al tiempo de descuento para aclarar el crimen. Antes de la mitad hay un autor/a confeso y un modus operandi muy plausible. El suspense tira a un '¿fue exactamente así?' jugando con el decalaje entre lo que confiesan los personajes, lo que muestran unos flashbacks y el cúmulo de contradicciones y cabos sueltos que detecta el investigador privado. El humor lo proporciona un detector gástrico de mentiras, el engolamiento con acento de Tennessee del detective ( Craig), la patética variada soberbia de los aspirantes a herederos y la presencia cual búho de la nonagenaria abuela. El galáctico reparto disfruta jugando al Cluedo; la hispanocubana Ana de Armas se anota un papel muy difícil. La realización refresca lo justo los cánones del género y despunta en la secuencia final, acompañada por el Sweet Virginia de los Rolling. Crimen de salón con humor clásico y moderna pica a favor de los inmigrantes.

Puñales por la espalda

Estados Unidos, 130 min.

****

De Rian Johnson. Actores: Daniel Craig, Ana de Armas, Jamie Lee-Curtis, Christopher Plummer. Cines: Rivoli, Ocimax, Artesiete Fan, Cinesa Festival Park, Multicines Manacor.

Compartir el artículo

stats