09 de septiembre de 2019
09.09.2019
Música

El Origen Fest se consolida con 30.000 asistentes

Ayer se celebró Elrow, la última fiesta de las cuatro que ha organizado el festival durante el verano

09.09.2019 | 02:45

El Origen Fest dijo ayer adiós al verano por todo lo alto y con la promesa de celebrar en 2020 su tercera edición, después de haber hecho vibrar este año a más de 30.000 espectadores llegados de diferentes nacionalidades, tanto a extranjeros veraneantes de la costa mallorquina, como de clubbers cuyo motivo esencial de su visita a la isla era asistir a Origen Fest para disfrutar de la mejor música electrónica.

La fiesta ElRow clausuró esta segunda edición del festival en Son Fusteret, donde casi 8.000 personas disfrutaron con las sesiones de Paco Osuna, Marc Maya, De La Swing o Tini Gessler, entre otros, una cita que empezó a las 16 horas de la tarde y se alargó hasta la una de la madrugada. La organización colgó el cartel de entradas agotadas.

El show de ayer fue alocado y de magnitudes nunca antes vistas en Mallorca. El principal hilo conductor de la fiesta era el carnaval de Rio de Janeiro.

Para trasladar al asistente a la gran fiesta de la capital de Brasil, en ElRow se impuso una decoración llena de evocaciones a la naturaleza, el color y ese toque de picardía que caracteriza a las performances de la marca. Con esta última del domingo, ya son tres ediciones de ElRow que se celebran en Mallorca junto a la marca Origen Fest, pero dada la aceptación y la magnitud global ambos nombres insuflan en la escena de la isla, desde la organización aseguran que "no será la última".

Por si alguien se quedó con ganas de fiesta una vez terminado ElRow, en es Gremi tuvo lugar el llamado Último baile de la temporada, guiado por los temas que pincharon DJs como Manu Sánchez, Javitoh, Mili Takeshi, Rad Damon, Rafa De Siria, Mateo Vitale, Cacio Fernández, Alex Rasta o Kiko Fernández.

Artistas y maestros de la electrónica de la talla de Richie Hawtin, Marco Carola o Loco Dice, nombres de primera fila mundial, fueron los encargados de hacer inolvidables las tres tardes anteriores del festival.

Los datos de venta hilan con la retrospectiva hecha por la organización sobre el evento en sus cuatro encuentros electrónicos que han celebrado este verano en Son Fusteret. Así, se ha constatado un notable impacto económico y turístico en la isla, evidenciando que el "turismo electrónico" es cada vez más fuerte en este territorio.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook