15 de noviembre de 2018
15.11.2018

El Ayuntamiento de Palma aumenta el gasto en programación cultural

Suben las partidas de 'Cançons de la Mediterrània', la cartelera teatral y la rehabilitación de las esculturas

15.11.2018 | 02:45
Espectáculo de danza programado por Cort.

El equipo de gobierno al frente del Ayuntamiento de Palma ha presupuestado para 2019, el año en que acaba la legislatura, un total de 12,3 millones de euros para cultura, un 3,9% más que el año pasado.

En general, las partidas que aumentan repercuten en las distintas programaciones culturales de la concejalía del ramo, sobre todo en el ciclo Cançons de la Mediterrània (50.000 euros) o en los teatros (91.500).

El presupuesto para bibliotecas también ha aumentado (537.972). El concejal de Cultura Llorenç Carrió explicó que ha disminuido el contrato de gestión externalizada de estos equipamientos, pues ha pasado de siete a cinco bibliotecas, "porque hubo un aumento de personal propio para estos espacios". Agregó que la subida se destinará sobre todo a actividades para fomentar la lectura.

En el apartado de museos, la partida del Solleric será en realidad muy parecida a la del año pasado a pesar de constar como más baja: 299.510. "El motivo es que algunas actividades de este espacio se imputarán a otros programas por su vinculación temática, como los proyectos de memoria histórica", comentó.

La de Bellver baja en cuanto a programación "porque durante el primer semestre continúa la exposición de Ses Germanies, ya inaugurada, y continúa la de los presos en la Torre de l'Homenatge", indica el concejal. En 2018 se contaba con 84.000 euros y en 2019 se ha pasado a 63.300. Sin embargo, el Ayuntamiento señala que al montante del Castell hay que sumarle la subvención del Consell para la rehabilitación de la tercera muralla y una partida de capitalidad para afrontar la rehabilitación de la cocina.

Can Balaguer contará con una partida de 89.000 euros. En el primer semestre podrá visitarse la eposición del yacimiento de Sa Galera. "También se realizará un documental para explicar mejor el Balaguer a la ciudadanía".

La Fundació Miró disminuye su presupuesto en cien mil euros (1.142.000), "porque la programación se reducirá a causa de las obras en el edificio Moneo". Está previsto que la reforma arranque en junio y tenga un plazo de ejecución de cuatro meses.

La partida para Es Baluard queda igual, 500.000 euros, pero se destinará una partida extra de 90.000 euros para inversión.

Hay que destacar también los 100.000 euros para la nueva convocatoria de subvenciones para espacios culturales (galerías, librerías, etc.), cuya resolución se conocerá en breve.

Los Ciutat de Palma aumentarán. La subida tendrá un efecto directo sobre los jurados, pues los de poesía, narrativa y artes visuales pasan de tres a cinco miembros.

El apartado para patrimonio también sube. El incremento se justifica por las obras de restauración del Portal de Son Catlaret (79.500 euros) y se ha dotado una partida de 20.000 euros (diez mil más que el año pasado) para continuar con el plan de esculturas públicas. Se restaurará la de Chillida, un BIC, cuya solución de restauración aún se está buscando. Y posiblemente la iglesia invertida de Dennis Oppenheim.

Recortes en mantenimiento


Las disminuciones más significativas de presupuesto afectan al mantenimiento y reparaciones de los equipamientos culturales. El concejal argumentó la bajada en que durante los últimos años "se han hecho muchos trabajos de este tipo y la previsión es que este 2019 no serán necesarios tantos". La partida del CAC Palma también es inferior, "porque no se han llevado a cabo todos los proyectos que se tenían pensados en 2018 por la complejidad de las convocatorias. Ahora mismo ya se está ejecutando la primera", explica Niell.

Las subvenciones directas de forma nominativa este 2019 son las mismas que en 2018: Pen Català para el programa del escritor refugiado (8.000 euros); Festival Còmic Nostrum (10.000) y Festival Atlàntida (25.000).

Por último, Carrió recordó que este 2019 arrancarán las obras en Can Ribes, en el edificio Moneo de la Miró, en las Torres del Temple y continuarán las de Bellver.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook