23 de abril de 2017
23.04.2017
Día del libro 2017

Versos para Sant Jordi

Los poemarios estarán presentes en los numerosos expositores que hoy inundarán las calles de Ciutat

23.04.2017 | 00:30

Antònia Vicens
´Tots els cavalls´
Una mirada en verso sobre el horror del mundo actual

Antònia Vicens llega a este Sant Jordi con Tots els cavalls (LaBreu edicions), un poemario que nace de un sueño. "Me levanté un día que había tenido un sueño precioso. Soñé con un campo verde y extenso con caballos de colores que corrían. Este sueño me persiguió todo el tiempo hasta que un día pensé que eran los colores de los caballos del Apocalipsis. No es que el libro esté inspirado en el Apocalipsis pero me ayudó a poner una mirada sobre el mundo actual", relata la autora de Santanyí que concreta que a pesar de hacer poesía "sobre este horror que vivimos", ha querido "buscar el trasfondo que es la belleza". Tots els cavalls comprende un ciclo de 40 poemas que se pueden leer como una narración de un hombre que agoniza y una mujer que sale en busca de sus hijas que no puede localizar mientras va dándo vueltas al sentimiento de culpa y del miedo. Mientras todo esto sucede, dicha mujer se encuentra con una amiga fallecida y mantiene un diálogo con ella. Acompañando toda esta narración, van apareciendo los caballos que avanzan al galope. Así, Vicens resume que el poemario trata sobre la pasión, la muerte y la agonía de un hombre. "Hay una violación constante de la naturaleza, del pensamiento y de la vida", sentencia. "Es el horror que veo, esta violación constante de los derechos humanos. De todas maneras, procuro que salgan imágenes luminosas porque es lo único que nos salva. La belleza que nos rodea nos salva del terror total. Así, Tots els cavalls se podría definir como un poema sobre la oscuridad y también sobre la luz", resume una Antònia Vicens que hoy, 50 años después, vuelve a vivir un Sant Jordi en Barcelona. Lleva unos días presentando Tots el cavalls en la ciudad condal y aunque no es amiga de las grandes aglomeraciones, ha considerado oportuno que, 50 años después de su primera novela 39º a l´ombra, vale la pena volver a vivir esta fiesta literaria en Barcelona. Así recitará poemas en el Espai Mallorca y firmará ejemplares en LaBreu, en Passeig de Gràcia.

Miquel Bezares
´Si són flors´
44 poemas sobre el amor, la belleza y su fugacidad

En Si són flors (Edicions del buc) Miquel Bezares hace una reflexión sobre la belleza y su fugacidad. En el poemario del llucmajorer, el lector encontrará la flor como símbolo de la fugacidad de la vida, la belleza y el amor. El libro se divide en tres conceptos diferentes. La primera parte es la flor, un objeto de belleza que llegado un momento caduca, mientras que esta parte desemboca en la última, el cuerpo. El corazón del libro es la segunda parte, la isla. "En este sentido es un libro unitario. Hay una arquitectura específica con una asimetría métrica porque tanto el primer poema como el último tienen el mismo número de sílabas. Lo mismo ocurre con el segundo y el penúltimo y así sucesivamente hasta encontrarse en la parte central", desvela el poeta que asegura que el libro podría empezarse a leer por la mitad". Si són flors podría definirse como un libro crudo, duro, austero y de estilo riguroso y sensual. El autor espera que el lector que se sumerja en sus versos encuentre belleza y su reflexión sobre la fugacidad de la belleza. El libro concluye con Deriva, una invitación a tomar un cambio de rumbo. Si són flors nace del libro anterior porque cada poemario es heredero del que precede. En Ocells obscurs de mi, el autor adoptó un tono más oscuro dominado por el dolor y la pérdida, por ello, en este poemario optó por "hacer una cosa más luminosa y me pareció que las flores, la belleza y el cuerpo eran los elementos que me permitirían remontar el discurso". Sus seguidores ya están acostumbrados al "estilo Bezares" pero el lector que deguste por primera vez sus versos se extrañarán por su ortografía particular. "Hace unos cuantos libros que desafío la lógica ortográfica pero lo atribuyo a mi manera de escribir. Es mi topografía personal", comenta el autor. En cambio, sus seguidores ya les sonará este "estilo Bezares". En este día del libro, Bezares firmará a las 12 en Drac Màgic y mañana a la misma hora en Embat. "Siempre es positivo tener una fiesta que reivindique los libros pero es importante leer cada día. El libro debe formar parte de nuestra vida", sentencia.

Carlota Vicens
´carta al esposo´, ´y lo llaman bosque´
Un mundo angustiado y una nostalgia extrema

La doctora en Filología Románica por la Universidad de Barcelona, profesora de la UIB y poetisa Carlota Vicens Pujol (Palma, 1967) llega "ilusionada" a Sant Jordi, una jornada que dedicará "al paseo por los expositores" con el fin de fundirse "en el ambiente" y disfrutar del libro "como algo vivo, aunque solo sea por un día". Eso sí, la escritora de libros como Así el silencio, Arenal o Que el ciervo vulnerado lamenta que esta fiesta "ponga cada vez más acento en los best-seller y los autores que firman aquí y allá, que en la calidad de la escritura. Es como una gran operación de márketing". Vicens buscará alguno de los títulos apuntados en su cuaderno, como La víspera de casi todo, de Víctor del Árbol, "del que leí una reseña en Le Monde", y lo hará con una obra suya bajo el brazo, recién publicada, que reúne sus poemarios Carta al esposo e Y lo llaman bosque. "La novela y la poesía son mis dos grandes pasiones", afirma la autora, que incluye en esta obra citas de Cormac McCarthy, Julio Llamazares, Leopoldo María Panero y León Felipe, entre otros. El volumen incluye el citado poema largo Carta al esposo y cinco sonetos mientras que Y lo llaman bosque consta de poemas sueltos, de verso libre, sonetos, endecasílabos blancos... "Los dos poemarios transmiten ese mundo interior un poco angustiado del autor, el mío, esa idea de la fragilidad absoluta ante todo lo que nos rodea, eso que en un momento dado creíamos que eran puntales y poco a poco vemos como se deshace; la falta de certeza, una especie de nostalgia hacia todo lo perdido pero llevada al extremo", señala Vicens. Una sensación de "caída y soledad" que domina las 48 páginas de un libro publicado por Ediciones Vitruvio, en una colección donde comparte protagonismo con ilustres como Neruda, Lorca, Walt Whitman o Rilke.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook