Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

PRIMERA RFEF

Atlético Baleares: El peor inicio de los últimos 8 años

El conjunto de Jordi Roger ha sumado tan solo tres puntos tras el transcurso de las cuatro primeras jornadas

El conjunto blanquiazul cayó frente al Cornellà. ATB

El Atlético Baleares de Jordi Roger ha protagonizado el peor arranque liguero de las últimas ocho temporadas. El conjunto blanquiazul tan solo ha sumado tres puntos de los doce posibles, situándose al borde del descenso, empatado con el Nàstic de Tarragona, el Calahorra, el Athletic B y el Cornellà y solo uno por encima del colista de la tabla, el Numancia.

El regreso del técnico catalán al frente del equipo no ha solucionado, por el momento, los problemas que lleva arrastrando el equipo desde la marcha de Manix Mandiola. El conjunto mallorquín enlazó tres empates en las tres primeras jornadas y sumó una dura derrota el pasado fin de semana en el RCDE Stadium. 

Pese a contar con uno de los presupuestos más altos de la categoría, el Atlético Baleares no ha sido capaz de ganar todavía un solo partido en este arranque liguero, el peor de las últimas ocho temporadas. Hay que remontarse a la 2014/15 para encontrar peores dígitos. Por aquel entonces dirigía el equipo el mallorquín Nico López, quien tuvo que esperar a la jornada 5 para sumar su primer triunfo frente al Sant Andreu.

Desde entonces, el Atlético Baleares había arrancado con buena nota la mayoría de las campañas, siendo la mejor la 2019/20, con Manix Mandiola al mando. Por aquel entonces el conjunto blanquiazul logró imponerse en tres de los cuatro partidos, cayendo en la jornada 3 frente al Rayo Majadahonda.

Una temporada después, y ya con Jordi Roger al frente del equipo, el Atlético Baleares también firmó un arranque austero. Los mallorquines sumaron cuatro puntos tras la disputa de las cuatro primeras jornadas, habiendo logrado una sola victoria, un empate y dos derrotas.

El pasado curso, con Xavi Calm como entrenador, el conjunto blanquiazul pudo presumir de un inicio placentero. Los mallorquines se impusieron al Cornellà y al Albacete en las dos primeras jornadas y empataron frente al Villarreal B y el Andorra en las dos siguientes. Sin embargo, un punto de inflexión del equipo tras la disputa de la Copa del Rey en el mes de enero provocó el despido de Calm y la llegada al equipo de Eloy Jiménez, quien tan solo aguantaría doce partidos al frente del conjunto mallorquín.

Compartir el artículo

stats