Tras los once positivos confirmados en la primera plantilla (jugadores y cuerpo técnico), el Atlético Baleares ha realizado pruebas PCR y test serológicos a las plantillas del femenino nacional y juvenil A, toda vez que algunos de los miembros del cuerpo técnico del primer equipo masculino también participan en sesiones de ambos equipos. Además, se da la circunstancia que los dos jugadores del primer equipo masculino y femenino, Iñaki Olaortua y Maialen, son convivientes, por lo que el club ha querido atajar de golpe cualquier posible propagación.

"Todas las pruebas realizadas a los juveniles y jugadoras del primer equipo femenino han dado negativo, por lo que el foco está controlado y limitado al primer equipo masculino", han indicado en un comunicado.

El jefe de los Servicios Médicos del club, el doctor Gonzalo Barrantes, está en contacto diario con los 11 contagiados, que se encuentran perfectamente de salud y siguen confinados en sus domicilios. Mañana sábado, los jugadores que dieron negativo se someterán a una segunda prueba PCR para, con el doble negativo seguido, puedan entrenar ya el lunes de forma individual.

El club viene realizando pruebas semanales a sus jugadores, cuerpo técnico y personal del primer equipo desde el mes de julio pasado al iniciar la pretemporada. Lo hizo desde el primer día cuando solo era una recomendación de la RFEF y lo seguirá haciendo toda la temporada. De hecho, las pruebas previas al partido del Atlético de Madrid se hicieron el jueves 29 de octubre, tres días antes del duelo contra el filial colchonero, sin que ningún miembro diera positivo ni ningún resultado alertara de riesgo de contagio.

Por otro lado, el Atlético Baleares ha confirmado que la Real Federación Española de Fútbol ha aceptado la solicitud de aplazamiento del encuentro que les debía enfrentar este domingo al Real Madrid Castilla de Raúl González. "En el día de hoy, la RFEF ha comunicado al club que estima nuestra petición de aplazamiento del próximo partido de liga, jornada 4 ante el Real Madrid Castilla, tras el informe médico enviado en el que se certifican 11 contagios y cuarentena obligatoria. Por tanto, el partido de este domingo queda aplazado pendiente de determinar la nueva fecha para su disputa", ha explicado el club.