Día del Periodista 50% DTO. Diario de Mallorca

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Brindis | Entre lo milenial y lo clásico

La música de Maria Jaume - ‘Divinas palabras’ en el Teatre Principal

6

Brindis | Entre lo milenial y lo clásico. Concierto de Maria Jaume en el Teatro Principal de Palma Javier Fernández

La semana pasada se inició un debate con cierta polémica o suspicacia porque unos generadores de contenido en internet -o mal llamados Youtubers- habían declarado en sus canales que se marchaban a vivir a Andorra para pagar menos impuestos. El mal no es irte del país voluntariamente, dejándolo huérfano de colegios, bibliotecas, carriles bici, parques para niños y un largo etc., sino decirlo en público y chulearte de ello. Quienes más pierden por la marcha de youtubers a Andorra son los millones de seguidores que hacen que aquellos ganen millones de euros.

Hay que recordar que no solo El Rubius se marcha a un lugar con impuestos más laxos; deportistas mallorquines de élite, a los que admiramos, como Enric Mas, Joan Mir o Jorge Lorenzo también lo hicieron en su día y aún siguen allí.

Esta semana un compañero fotógrafo me preguntaba por qué no pedía a la gente que se quitase la mascarilla cuando posaban para hacerle la foto, ya que con ella puesta, no se podía distinguir una persona de otra. Después de deambular en mi cabeza sin tener una respuesta clara, llegué a una conclusión. Estoy aquí para retratar el fiel reflejo de la realidad en el tiempo en que vivimos. Si las mascarillas no son una moda, desde mediados del año 2020, hasta no sabemos cuándo, son una prenda que cubre nuestras caras. ¿Acaso le diríamos a Luis XVI que se quitara la peluca porque a nosotros nos parece más atractiva una foto con su pelo natural?

Concierto de Maria Jaume

Esta semana volvemos al Teatre Principal, al lugar donde José Ramon Cerdá con su equipo de técnicos recoloca toda la programación para que los ciudadanos de Mallorca que quieran distraerse y disfrutar de un concierto o de una obra puedan hacerlo con toda seguridad, manteniendo el poco espíritu cultural que nos queda en época de pandemia.

El martes, un día extraño para un concierto en la isla, se presentó en directo Maria Jaume. Una cantante joven, estudiante de antropología que dejó la carrera para apuntarse al conservatorio del Liceu.

Al concierto acudió numeroso público, en una sala llena, como la familia Alomar, Sebastià, Joan, Marga, María y Toni, o Miguel Ángel Batanero, Paula Sancho, Iné́s Rosselló, Àngels Más, Aina Bennàssar, Carme Vadell y Margalida Marí, que estaban emocionados con la presentación oficial del disco Fins a maig no revisc. El folk acústico y el pop independiente más íntimo son los signos de identidad de esta cantautora de Lloret de Vistalegre, que se presentó con un puñado de canciones próximas y sinceras, marcadas por unas letras crudas y transparentes. Acompañada de su nueva banda, María Espinosa al bajo y Nuria Graham a la batería, emocionaron e hicieron mover y los pies en sus butacas a Aina Cañellas y Andrea Peso, Marta Cardona y Carlos Fernández o a María Teresa Rigo y María Magdalena Rigo.

7

Brindis | Entre lo milenial y lo clásico. Teatro Clásico en el Teatro Principal 'Divinas Palabras'

Teatro Clásico en el Teatro Principal

De las mejores cosas que te pueden recomendar en esta vida son un libro, un grupo de música, una película o una obra de teatro con la que poder debatir con un profesor en el colegio. Uno siempre recuerda aquella clase en la que podías hablar de un referente cultural de igual a igual con un maestro, dando tu punto de vista adolescente sobre algo que habías vivido junto a él.

Junto a las puertas de cristal cerradas del Principal se arremolinaban distintos grupos de adolescentes entre 15 y 20 años que esperaban la presencia de alguna persona conocida de su instituto; eran mayores que ellos y tenían sus entradas. Vanesa Alonso, una de las jefas de estudio del IES Son Cladera las repartió. «Desde el departamento lingüístico hemos recomendado esta obra para trabajar luego en clase», declaró.

A Verónica Nieto, Antonia Zofia y Manuela Torrero también les sugirieron ver esta obra desde su clase de lengua castellana y junto a los futuros actores del ESADIB Lina Quiroga, Marc Torres, Marina Caballero, Andrea López, Miquel Villalonga y Tòfol Cladera entraron al gran teatro.

Se representaba Divinas palabras, inigualable obra de la literatura española de Ramón María del Valle-Inclán, una de las dos o tres obras más universales de nuestra historia literaria. Una obra que no ha perdido en este siglo XXI ni una pizca de su poder corrosivo. Tragicomedia de aldea, es el exponente más moderno, el engranaje más perfecto y el cenit en el cual el teatro español llega al máximo nivel, hoy en día no superado.

Entre los asistentes varios políticos como Catalina Solivellas, delegada de Cultura del Govern, quizás recordando viejos tiempos sobre las tablas o Vicenç̧ Thomàs, presidente del Parlament Balear, que pudo disfrutar de la soledad de un palco. También acudieron Doris Mann y Larbi Singer, familia de Isaac Singer, creador de las famosas máquinas de coser, Sebastiá́n Bennàssar y Cati Tomàs, Marga Roig y María Jesús Riazor con varias amigas, o los divertidos Filomena Quevedo, Ana Misuko, Ángel White y Aina Peña quienes posaron con mascarilla frente al teatro, como debe ser.

Compartir el artículo

stats