Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Las mejores (y peores) películas del año a medias

Amanda Seyfried protagoniza junto a Gary Oldman 'Mank': "Hubiera interpretado cualquier papel para David Fincher"

Amanda Seyfried protagoniza junto a Gary Oldman 'Mank': "Hubiera interpretado cualquier papel para David Fincher"

Vendrán más confinamientos, por lo que conviene tener a mano la lista de las mejores películas de 2020, un año a medias. El cine tradicional compite en inferioridad de condiciones, con una oferta escasa y exótica, pero había que intentarlo:

Reina de corazones. Por fin un #metoo al revés, con una carga erótica superlativa y la demostración de que la explotación y la exploración no son cuestión de sexos.

Mank. La mejor película de todos los tiempos sobre la mejor película de todos los tiempos. Solo se estrella en el encuentro decisivo entre Mankiewicz y Orson Welles.

La guerra de las corrientes. Llegó con retraso en un año anómalo, pero la pugna entre Edison y Tesla es una de las grandes películas tecnológicas de todos los tiempos.

Richard Jewell. Clint Eastwood a pleno pulmón, recreando con simpatía el atentado de Atlanta’96.

La profesora de piano. Una interpretación extraordinaria de una mujer dura como el pedernal, otro desmentido a la escasez de papeles femeninos en la pantalla.

Antebellum. Vale todo lo dicho para la anterior. No logran reeditar la críptica Déjame salir, pero han superado el bache ególatra de Us.

El escándalo. Tres rotundas interpretaciones femeninas a falta de una, sobre el #metoo en versión clásica de Roger Ailes en la Fox de Murdoch.

Manhattan sin salida. La despedida del fallecido Chadwick Boseman. En inglés emplearían la palabra sleek.

Corpus Christi. Si usted me dice que el primer western polaco es la mejor película del año, le creo.

Emma. Con la actriz de Gambito de dama, memorable.

El año también acaba pletórico de peores películas, empezando por Judy, de Judy Garland. La enésima versión de Ha muerto una estrella se queda a años luz de la excelente revisión del Gordo y el Flaco. La pretenciosa 1917 se rodó sin costuras, su único rasgo relevante. La sátira Jo Jo Rabbit degenera en diario de Anna Frank. Hay que incluir en la mala lista a Best boys for life o, por no discriminar, cualquier título con la participación de Will Smith. Todavía no me he recuperado de Ema (no confundir con la gran Emma). En El huevo del dinosaurio solo hay colesterol. Casanova, su último amor es un anticlímax. Monos te hace desear un Apocalypse Now. La película ideal para Zapatero es Cuestión de justicia, y era difícil fracasar en una crónica política como Los consejos de Alice.

Compartir el artículo

stats