El espectáculo Blanco y Negro devuelve a Ricky Martin a España, tras su paso por Latinoamérica y Estados Unidos, para ofrecer diez conciertos a partir del 27 de junio en una gira en la que, por primera vez, sube al escenario "sin la necesidad de probar nada a nadie", aseguró ayer el cantante a los medios.

"Es esa espontaneidad añadida la que hace de este nuevo tour, si no el más importante de mi carrera sí el más divertido", en un espectáculo "muy de éxitos", avanza Ricky Martin, quien espera "crear por unas horas un mundo perfecto en el que nadie sea juzgado y así retar al público a que se deje llevar por la música".

Burgos recibirá al intérprete de María y Livin´ la vida loca el próximo 27 de junio mientras que Antequera (Málaga) lo hará dos días más tarde.

Almendralejo (Badajoz), 1 de julio; Barcelona, 3 de julio; Madrid, día 7; Granada, 8 de julio; Alicante, día 10; Alzira (Valencia), día 11; Zaragoza, 13 de julio y San Sebastián, 14 de julio, completan el recorrido español de Martin.

Once músicos, ocho bailarines, un gran escenario y casi 20 canciones conforman este espectáculo, que tendrá "algo de teatral", por el pasado del cantante en los escenarios de Broadway.

En esta ocasión, Ricky Martin, quien se confiesa en estos momentos un enamorado de la bossa nova, ampliará su habitual recorrido por otras músicas, adentrándose "de forma natural y sin exageraciones" en el rock británico y la esencia electrónica del sonido rave.

Coincidiendo con la gira Blanco y Negro, llega a las tiendas españolas una edición especial de Ricky Martin: MTV Unplugged (Sony), el último álbum del puertorriqueño que salió al mercado en noviembre pasado y que contiene nuevas versiones de algunos temas de su carrera grabados en un CD-DVD.

Pero estos conciertos nada tienen que ver con su álbum acústico, donde tuvo la oportunidad de presentar canciones "que no fueran necesariamente los grandes éxitos", sino un listado de emociones "tal y como surgían, rodeado de amigos y sentado en el escenario, algo muy poco común", bromea el cantante.