16 de octubre de 2016
16.10.2016
Historia y futuro de un mito

BMW M desvela cuatro prototipos únicos

05.11.2016 | 20:54
BMW M desvela cuatro prototipos únicos

El año 2016 marca el 30º aniversario de un icono del automovilismo, uno que revolucionó el segmento de los deportivos de tamaño medio cuando se inició su producción en 1986. El primer BMW M3 marcó un nuevo estándar por el que se medía y, después de cinco generaciones del modelo, se sigue midiendo a los otros fabricantes. ´BMW Motorsport Division´, precursora de ´BMW M Division´, fue increíblemente rigurosa al utilizar la tecnología de competición en el desarrollo de la primera generación del BMW M3. Sus esfuerzos crearon un auténtico deportivo de alto rendimiento – basado en el modelo de producción BMW Serie 3 – que se adaptaba perfectamente a un uso diario. Durante las siguientes tres décadas, BMW M ha refinado cuidadosamente su creación de una generación a otra, siempre preservando escrupulosamente el carácter original del BMW M3. El resultado es que no hay ninguna duda de que aún no hay ningún otro coche que mezcle los genes de competición cuidadosamente seleccionados con la capacidad de resultar práctico a diario en un conjunto tan emocionante. El 30º aniversario del BMW M3 ofrece una oportunidad perfecta para echar la vista atrás hacia cuatro interesantes variantes del modelo que, por distintas razones, nunca pasaron de la etapa de prototipo. Cuatro sorprendentes invitados asistirán, por tanto, a la fiesta de cumpleaños de su progenitor: el BMW M3 Pickup de 1986, el BMW M3Compact de 1996, el BMW M3 Touring de 2000 y la segunda encarnación del BMW M3 Pickup presentado en 2011.
Hace casi 30 años empezó la producción del primer BMW M3 de serie. Representaba el primer capítulo de una historia de éxito que no ha tenido igual en el mundo de la automoción. La unidad de 2,3 litros y cuatro cilindros con tecnología de cuatro válvulas entregaba 147 kW/200 CV e impulsaba el M3, que pesaba apenas 1.200 kilos, de 0 a 100 km/h en sólo 6,7 segundos. La velocidad máxima era de 235 km/h. En 1988 se presentó la versión Evo, cuya potencia aumentaba a 220 CV y su velocidad máxima a 243 km/h. Le seguía en 1990 la última fase de desarrollo de la primera generación del M3: el BMW M3 Sport Evolution, con motor de 2,5 litros y 238 CV, producido en edición limitada de 600 ejemplares.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine