24 de marzo de 2017
24.03.2017
Accidente

Un bebé de 18 meses, ingresado en la UCI tras asfixiarse con una cuerda en Cala d'Or

El pequeño jugaba en una instalación de una guardería, cuando la soga se le enrolló en el cuello - Le hallaron inconsciente

24.03.2017 | 08:39
El bebé permanecía ayer ingresado en el hospital de Son Espases.

Un bebé de dieciocho meses permanecía ayer ingresado en la Unidad de Cuidados intensivos del hospital de Son Espases, en Palma, después de que el pasado martes se asfixiara con una cuerda de un juego infantil en una guardería de Cala d´Or, en Santanyí. La cuidadora encontró al pequeño, que compartía aula con otros diez niños, inconsciente con la cuerda enrollada en el cuello. Fue trasladado con urgencia al centro de salud de la localidad, donde lograron estabilizarle, aunque ayer todavía seguía hospitalizado, con pronóstico reservado.

Según confirmaron ayer fuentes de los servicios de emergencia, el accidente ocurrió a las doce del mediodía del martes, en el interior de un aula de una escoleta infantil de Cala d´Or, donde estaba con otros diez niños de corta edad.

Al parecer el pequeño jugaba en una plataforma de madera que cuenta con una rampa lisa, por la que se trepa con ayuda de una cuerda con nudos. Habría sido aquí donde se produjo el accidente, cuando la cuerda se le enrolló alrededor del cuello y le asfixió.

Cuando la cuidadora se dio cuenta de lo que ocurría el niño estaba ya inconsciente. Los empleados de la escoleta lo liberaron de inmediato y lo trasladaron a toda prisa al cercano centro de salud. Allí fue sometido a prácticas de reanimación hasta que lograron estabilizarle. Una ambulancia le trasladó entonces hasta el hospital de Son Espases, donde quedó ingresado.

Fuentes del hospital de Palma confirmaron ayer que el pequeño continuaba ingresado en la UCI pediátrica, con pronóstico reservado.

La Guardia Civil de Santanyí abrió una investigación para determinar las circunstancias en las que se produjo el accidente. Agentes de la Benemérita acudieron a la guardería y realizaron una inspección ocular de la instalación en la que quedó atrapado el niño.

También tenían previsto tomar declaración tanto a la cuidadora que estaba a cargo del aula en ese momento como a la responsable de la escoleta.

El accidente provocó una gran conmoción en la localidad. Fueron varios los vecinos que comentaron lo ocurrido en las redes sociales, se preguntaban cómo había podido pasar algo parecido y deseaban una pronta recuperación para el bebé.

Este diario se puso en contacto ayer con la escoleta en la que se produjo el accidente, pero los responsables del centro prefirieron no hacer ningún tipo nde declaraciones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine