15 de marzo de 2017
15.03.2017
Estafa

Juzgan al responsable de una productora por estafar con reportajes de campos de golf

El fiscal y la acusación particular pidieron ayer dos años de cárcel y 3.000 euros de indemnización

15.03.2017 | 02:45

Un joven responsable de una productora audiovisual de Canarias fue juzgado ayer en Palma por haber estafado a varios campos de golf de Mallorca con unos reportajes promocionales que nunca se llegaron a emitir en televisión en el Canal+ a mediados de 2012, pese a que así lo habían acordado mediante un contrato.

El acusado admitió ayer en la vista oral que se puso en contacto con los principales campos de golf de la isla como Son Vida, Son Muntaner, Son Quint, Nova Santa Ponça, Bendinat, Alcanada, Vall d'Or o Puntiró para ofrecerles salir en un programa de golf del Canal+ entre junio y septiembre de 2012. Con la mayoría, firmó contratos para realizar los reportajes y cobró diversas cantidades al principio de la negociación y durante el rodaje. El sospechoso reconoció que los campos de golf le pagaron el 60 por ciento, cantidades que oscilaban entre los 1.200 y 408 euros, y que las grabaciones se llevaron a cabo con un equipo desplazado expresamente a Mallorca desde Gran Canaria, Madrid y Barcelona. Sin embargo, el acusado admitió que los vídeos promocionales nunca se llegaron a emitir porque la conselleria de Turismo se echó atrás y no pudo hacer el último pago. "Tenía el sí de la consejería, era un sí verbal. El 80% del coste del programa lo iba a financiar la consejería de Turismo, pero no lo conseguimos cerrar del todo porque dimitió el consejero", apuntó el joven, que rechazó que se tratara de una subvención. Según su versión, los precedentes eran buenos porque ya antes había trabajado con otros organismos públicos de Canarias.

Los representantes legales de los campos de golf de Mallorca confirmaron ayer los pagos y dijeron que se sinitieron engañados porque los programas nunca se llegaron a emitir. El fiscal y la acusación particular pidieron una pena de dos años de cárcel por estafa y 3.000 euros de indemnización. La defensa solicitó la absolución. La acusación apuntó que la productora ya no existía en 2012 y el joven usó el CIF y el número de cuenta bancaria de su padre.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine