23 de febrero de 2017
23.02.2017

Diecinueve narcos se conforman con 65 años de prisión

Solo uno de los acusados de la ´operación Forana´ no alcanzó un pacto con el fiscal, que le pide 10 años de cárcel

23.02.2017 | 01:39

Diecinueve acusados de la operación antidroga ´Forana´ se conformaron ayer en la Audiencia de Palma con una condena total de 65 años de cárcel por haberse dedicado al narcotráfico en la isla entre 2014 y 2015. Solo uno de los procesados no alcanzó un pacto con la fiscalía, por lo que el ministerio público reclamó para él diez años de prisión por un delito contra la salud pública y otro de pertenencia a grupo criminal.
El caso quedó visto para sentencia ayer al mediodía en la sección primera de la Audiencia. Durante la segunda sesión del juicio, las defensas concordaron con la acusación pública los hechos. En la primera sesión, la mayoría de los encausados admitió los cargos y confesó que había traficado con estupefacientes. Solo uno negó haber distribuido drogas. Su abogado pidió su libre absolución.

La mayoría de sospechosos aceptó penas de entre dos y cuatro años de cárcel. Mientras, los principales implicados se mostraron de acuerdo con condenas más elevadas de cinco años de prisión y dos de los cabecillas finalmente dieron por buenas sendas penas de seis años y medio de cárcel.

Ayer declararon en la vista oral los guardias civiles que culminaron la operación ´Forana´, desarrollada a mediados de 2015 y que permitió desmantelar una de las más activas bandas de narcotraficantes de Mallorca.

Según la versión del fiscal, la veintena de acusados se dedicaba a la venta de cocaína, éxtasis, hachís y marihuana a terceros principalmente en sa Pobla, Alcúdia, Manacor, Palma y Sóller.

Uno de los principales sospechosos se encargaba del aprovisionamiento de las drogas, que le eran facilitadas por tres vías, desde Alcúdia, Manacor y Montuïri. El entramado tenía ramificaciones en Inca, Porto Cristo e incluso Son Banya, donde se distribuían los estupefacientes.
La banda estaba organizada y jerarquizada. El 6 de marzo de 2015 la Guardia Civil practicó varios registros en sa Pobla, Alcúdia, Lloret, Manacor, Porto Cristo, Montuïri, Palma y Algaida, donde intervinieron grandes partidas de cocaína y cannabis. Luego, el 25 de mayo de ese año se realizaron otras inspecciones en domicilios de la isla, donde se encontró más droga.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine