27 de agosto de 2016
27.08.2016

Desmantelan en Mallorca una gran trama que falsificaba ropa deportiva

La Guardia Civil ha imputado a 31 personas en Palma, Calvià, Llucmajor, Manacor y Santa Margalida que copiaban camisetas de marcas importantes

27.08.2016 | 01:18
Los agentes revisan algunas de las camisetas falsificadas.

Uno de los mayores entramados empresariales de Balears que se dedicaba a la falsificación de ropa deportiva ha sido desmantelado después de una investigación realizada por la Agencia Tributaria y la Guardia Civil.

La operación, bautizada como Al Detall, ha permitido bloquear la actividad de varias empresas que se dedicaban no solo a distribuir los productos falsos por toda Mallorca, sino que también fabricaba la ropa.

El resultado de la operación, además de desmantelar la trama de falsificación, fue la imputación de 31 personas implicadas. Todas ellas están acusadas de sendos delitos contra la propiedad industrial.

Los agentes registraron catorce locales comerciales en diferentes puntos de la isla, además de tres naves industriales donde estampaban las camisetas de marcas conocidas que luego vendían a precios más bajos que las originales.

Los inmuebles registrados estaban repartidos entre el polígono industrial de Son Castelló y s'Arenal (Palma), s'Arenal de Llucmajor, Palmanova (Calvià), Can Picafort (Santa Margalida) y Manacor.

Los investigadores localizaron varias pruebas de la venta de productos ilegales: enviaban imitaciones de ropa de grandes marcas a otros vendedores minoristas y, además, utilizaban una página web para vender sus productos por toda España.

Durante los registros intervinieron más de 2.100 prendas deportivas y casi 8.900 pegatinas para estampar en las camisetas, además de trece máquinas de estampado textil. El valor de mercado de estos productos asciende a 350.000 euros, según el instituto armado. No obstante, la cantidad defraudada podría ser muy superior.

Las empresas se dedicaban tanto a la captación de clientes, como a la fabricación y distribución de productos que vulneraban la de propiedad industrial de las marcas. Su intención era distribuir los productos a comercios minoristas de varios puntos de Balears. Algunas de las prendas también se enviaban a las Canarias.

Según la Guardia Civil, "la importancia de la operación no solo se debe a la desarticulación de uno de los puntos de estampación de camisetas con mayor volumen de distribución de las Illes Balears, sino también a la localización de la red de locales comerciales, que las distribuía entre personas dedicadas a la venta ambulante".

La investigación se desarrolló de forma conjunta entre el área de Aduanas de la Agencia Tributaria y los agentes de la Guardia Civil para combatir los delitos contra la propiedad intelectual.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine