26 de junio de 2016
26.06.2016

Imponen 37 denuncias a siete locales de la Playa de Palma por irregularidades

La Policía Local realizó una inspección por sorpresa en los principales locales de ocio nocturno y detectó numerosas deficiencias de seguridad en las salidas de emergencia de los establecimientos y que tenían extintores sin la homologación

26.06.2016 | 00:47
Agentes de la Policía Local durante la inspección a los locales de ocio de la Playa de Palma.

Extintores sin homologar, salidas de emergencia que carecían de la correspondiente señalización y no contaba con el mínimo espacio vacío (1,20 metros) para acceder a ella con garantías. Estas fueron algunas de las anomalías detectadas durante la minuciosa inspección realizada por sorpresa la noche del viernes y la madrugada del sábado por la Policía Local en siete de los principales discotecas y locales de ocio nocturno de la Playa de Palma.

Los agentes impusieron 37 denuncias después incoar 44 actas tras visitar y cotejar la documentación de la licencia de actividad de los distintos establecimientos. La actuación se centró en analizar los bares musicales, cafés concierto y discotecas de la zona más concurrida de la Playa de Palma.

La actuación se inició después de que el Observatorio constituido este año en la Playa de Palma recogiera una gran cantidad de quejas de asociaciones vecinales, turistas y de algunos policías por presuntas irregularidades en diversos establecimientos que podrían poner en riesgo la seguridad de los usuarios.

A partir de las 23.00 horas del viernes, efectivos de la Patrulla Verde de la Policía Local realizaron un detenido análisis de la documentación de la licencia de actividad de siete establecimientos para cotejarla con la realidad. Los agentes examinaron las discotecas y locales Paradise, Megapark, Oberbayern, Shooters, Ruschbahn, Erotic Girls Night Club y NH.

Un grupo de agentes uniformados de la Policía Local permanecía expectante en la calle, a escasa distancia, mientras sus compañeros de la Patrulla Verde completaban la inspección de los establecimientos. La misión de los primeros es proporcionar una rápida respuesta de apoyo si surgía cualquier tipo de contratiempo en el transcurso de la actuación.

En vista de la masiva afluencia de público a estos locales durante la presente temporada alta, el análisis de la documentación de estos establecimientos de ocio nocturno fue especialmente exhaustivo para evitar que pudieran darse situaciones que pudieran poner en riesgo la seguridad de los asistentes.

En algunos casos más perentorios, como los concernientes a las salidas de emergencia, los agentes de la Patrulla Verde conminaron a los responsables de los establecimientos a que solucionaran las deficientes con carácter inmediato. De lo contrario, se verían obligados a desalojar el local y precintarlo hasta que se hubiera subsanado la irregularidad.

Dicho y hecho. Los encargados de estos establecimientos se esforzaron para poder mantener a toda costa las puertas de sus negocios abiertas y evitar el cierre, con las colosales pérdidas que les acarrearía. A continuación, habilitaron la salida de emergencia y despejaron los objetos que pudiera obstaculizar a los clientes al utilizarla.La inspección en dichos establecimientos la realizaron seis agentes de la Patrulla Verde. Se adentraron en los locales de dos en dos. Primero se examinaron tres de manera simultánea y luego los otros cuatro restantes.

Terraza de madrugada

Uno de los casos más llamativos con los que se toparon los inspectores fue que las mesas y las sillas de una terraza de un conocido local de ocio nocturno de la Playa de Palma seguía desplegada a las dos de la madrugada. De acuerdo con su licencia, debería haberle recogido al caer la medianoche.

Pese a las reticencias iniciales, los encargados del establecimiento accedieron ante el requerimiento de los agentes de la Patrulla Verde desplazados hasta el lugar. No obstante, la irregularidad detectada fue igualmente denunciada.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine