Prevención

Rescatan a un operario a punto de electrocutarse en un elevador en Palma

La máquina enganchó dos cables eléctricos cuando ascendía, lo que causó chispazos y riesgo de descarga

24.10.2015 | 02:45
Dos técnicos y un policía local de Palma, ayer junto al elevador que enganchó dos cables eléctricos.

Los Bombers de Palma, con la ayuda de técnicos de Endesa, rescataron ayer por la mañana a un operario que estuvo a punto de electrocutarse en lo alto de un elevador cuando trabajaba en la reforma de una fachada de un edificio de la ciudad. El suceso se produjo cuando la máquina enganchó dos cables eléctricos con uno de sus brazos mientras ascendía, lo que provocó varios chispazos y un evidente riesgo de descarga. Entonces, el trabajador, consciente del peligro que corría, permaneció inmóvil sobre la plataforma sin tocar la barandilla ni ningún otro elemento metálico para evitar quedar enganchado por la corriente.

El elevador quedó parado hasta que se personaron al lugar una dotación de los bomberos y los técnicos de Endesa, quienes cortaron el suministro eléctrico. Así, el afectado pudo bajar de la máquina con total seguridad sin sufrir ningún daño. Posteriormente, un operario de mantenimiento revisó el elevador para evaluar si había sufrido desperfectos por los chispazos y la descarga eléctrica.

La interrupción del fluido eléctrico afectó a tres edificios de viviendas, cuyos vecinos se quedaron sin luz durante un tiempo. Al mediodía, el servicio ya se había restablecido.

Los hechos tuvieron lugar ayer aproximadamente a las nueve de la mañana en la calle Miquel Àngel Riera, a la altura del número 17, muy cerca de la Plaza de Toros de Palma.

Un elevador empezó a ascender hacia la fachada de una finca en la que se están realizando trabajos de acondicionamiento y revestimiento cuando, de repente, se topó con unos cables eléctricos. La máquina enganchó el cableado cuando uno de sus brazos se desplegaba. Al entrar en contacto la instalación eléctrica con el brazo articulado, empezaron a producirse chispazos y propició que hubiera una descarga.

Un empleado que se hallaba en lo alto de la plataforma extremó las precauciones al percatarse del peligro que corría y que podía electrocutarse. El hombre permaneció inmóvil y evitó tocar la máquina.

Movilización policial

Poco después, la central de los Bombers de Palma recibió el avisó del incidente y rápidamente se movilizaron los especialistas. Patrullas de la Policía Local de Palma y de la Unitat d'Intervenció Immediata (UII) también acudieron a la calle Miquel Àngel Riera.

Los agentes constataron que resultaba fundamental la intervención de los técnicos de Endesa para cortar el fluido eléctrico y poder rescatar al operario afectado. Así, poco después, se personaron en el lugar y procedieron a interrumpir el suministro.

De esta manera, eliminaron el riesgo de sufrir una descarga eléctrica y el trabajador pudo bajar del elevador. Los expertos realizaron una inspección ocular en la instalación y luego restablecieron la electricidad en la zona, por lo que los vecinos de tres edificios volvieron a tener luz en casa.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine