Sorprenden a una banda juvenil que robó golosinas y chicles tras forzar la puerta de un quiosco de Palma

Un policía fuera de servicio descubrió a los jóvenes ladrones cuando intentaban robar en un garaje

03.08.2015 | 22:19

Un policía fuera de servicio advirtió una serie de movimientos sospechosos cuando iba a estacionar su moto en un garaje. El agente se percató de que el cofre de su moto había sido forzado y vio a varios jóvenes intentar lo mismo con otros vehículos. Al dirigirse a ellos, observó cómo tenían chicles, patatas fritas y golosinas en una caja junto a ellos. Dos adultos y tres chicas menores de edad fueron detenidos por un delito de robo con fuerza.

Los hechos tuvieron lugar sobre las cinco y media de la madrugada del pasado sábado en la calle Joan Muntaner de Palma. El agente libre de servicio se disponía a estacionar su moto cuando vio que había sido forzada y observó a otros jóvenes intentado robar en otros vehículos.

El policía avisó de que había cinco personas robando en un garaje. Una patrulla se desplazó y localizó a la banda, compuesta por dos adultos y tres menores de 16 y 17 años. Los ladrones se encontraban junto a una caja que contenía 17 bolsas de patatas fritas, 116 chicles, una bolsa de golosinas, otra de gominolas, dos cervezas y 19 helados.

Los policías dieron una batida por las inmediaciones para encontrar un establecimiento desvalijado. A unos 200 metros se toparon con un quiosco en el parque de Son Cotoner que presentaba la puerta forzada. Los agentes le colocaron una nota al dueño y detuvieron a los ladrones por robo con fuerza.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine