22 de febrero de 2017
22.02.2017
Liga 1|2|3

Un Centenario sin pena ni gloria

La perenne crisis deportiva del Mallorca ha eclipsado los actos de celebración de los cien años de existencia del club, que llegan a su final - La efeméride se salda con éxitos como el himno y algún batacazo como la cancelación de las ponencias de técnicos y futbolistas por problemas de agenda y falta de interés

22.02.2017 | 02:00
Un Centenario sin pena ni gloria

Cent anys després

  • El siglo de vida del Real Mallorca en la gran pantalla: ‘Cent anys després’, la película dirigida por Marcos Cabotá que repasa el siglo de existencia del Real Mallorca, se estrenará esta semana en la gran pantalla. La cinta se proyectará los días 25, 26 y 28 de febrero, y 1, 4 y 5 de marzo en el teatro municipal Catalina Valls a las 18.00 horas. Y del 6 al 12 de marzo en una de las salas de Ocimax, también a las 18.00 horas. Las entradas, gratuitas para los socios, se pueden conseguir en las tiendas oficiales del club (dos por persona). Los que no son socios pueden conseguir una localidad con la compra de algún producto.
     

El Real Mallorca pone fin a los actos del Centenario con la emisión de la película 'Cent anys després', presentada ayer, y un homenaje a los 'héroes de Vallejo' que en 1960 lograron el primer ascenso a la máxima categoría el próximo sábado contra el Tenerife. El club pondrá la guinda la próxima semana, con un reconocimiento a los primeros cien socios de la institución, pero ya se puede hacer un balance.

La efeméride ha quedado completamente deslucida por culpa de la perenne crisis deportiva en la que está inmerso el equipo desde la temporada del descenso, y termina arrojando un saldo final discreto. Ha calado el himno creado por La Musicalité y poco más. Problemas de agenda, falta de interés y la agonía del equipo echó por tierra la celebración del congreso de entrenadores y jugadores.

El año del Centenario se abrió con una gala celebrada en el Teatre Principal el pasado 28 de febrero que contó con la presencia estelar de Stankovic y Héctor Cúper. Fueron muchos los protagonistas destacados de las últimas décadas que se reunieron en el teatro, desde algunos de los jugadores que consiguieron el primer ascenso a Primera hace más de medio siglo hasta una representación de los triunfadores de la Copa del Rey de Elche en 2003.

La gala fue sinónimo de nostalgia y un acto de exaltación del mallorquinismo. También hubo polémica. No pasaron desapercibidas algunas ausencias y Utz Claassen, que se aferraba a la presidencia para que su nombre quedara grabado en los libros como el presidente del Centenario, se llevó algunos silbidos.

El arranque del Centenario pilló al grupo de inversores norteamericanos capitaneados por Robert Sarver todavía aterrizando en el club. El 5 de marzo, día en el que se cumplieron cien años de la fundación del club, el Mallorca recibió al Oviedo en presencia de Sarver y Steve Nash en el palco de Son Moix. Había pánico a perder y echar por tierra un partido tan especial, pero al menos aquel día el equipo estuvo a la altura de las circunstancias.

Un permanente sentimiento de desengaño ha empapado el ambiente a lo largo de todo el año. Con el Mallorca casi siempre en descenso o muy cerca de él, todo lo relacionado con el Centenario ha pasado a un segundo o tercer plano. Quedarán el himno y las camisetas diseñadas para celebrar la efeméride, que tuvieron una buena aceptación.

La Comisión del Centenario, presidida por Toni Tugores, se llevó un batacazo al tener que cancelar la ponencia de entrenadores y jugadores, uno de los actos centrales que debía tener lugar en junio, cuando el equipo se jugaba la vida. Se canceló por una mezcla de problemas de agenda y falta de respuesta de algunos ponentes. También tuvo que suspenderse la carrera popular por falta de inscritos.

Ha habido logo, libro, escultura, bandera... todo a mayor gloria de un Centenario que se pensó con la vana ilusión de celebrarlo subiendo a Primera o, al menos, peleando por volver a la elite. Nada más lejos de la realidad. El pasado curso se cerró con una salvación agónica. El bache deportivo ha tenido continuidad la presente campaña.

Los actos de homenaje concluyen el sábado con el equipo recibiendo al Tenerife de amarillo, mismo color que lucieron en sus camisetas los futbolistas del Mallorca que el 17 de abril de 1960 conquistaron el primer ascenso de la historia de la entidad a Primera.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

¡Síguenos en las redes!

 
Enlaces recomendados: Premios Cine