El mercadillo del Coll d'en Rabassa cambia de lugar

La regidora de Sanidad y Consumo, Antònia Martí, explicó que quieren "fomentar el consumo responsable y del producto mallorquín"

10.08.2017 | 02:45
Mercado del Coll reubicado en la calle Cardenal Rosell.

El mercadillo del Coll d'en Rabassa ha cambiado su ubicación tradicional de la plaza de la iglesia, para desplazarse a la esquina de las calles Cardenal Rosell con Lluís Ripoll. El motivo de la reubicación se debe a la petición de los payeses y de los propios inspectores del área.

El cambio permitirá que este mercado pase de tener cuatro lugares de venta a quince. Antònia Martí, la regidora de Sanidad y Consumo del ayuntamiento de Palma, explicó ayer que con estas acciones pretenden "fomentar el consumo del producto de próximidad".

Martí aseguró ayer que "ahora el mercado está ubicado en un lugar más visible, con más tráfico de personas y en una acera más amplia". Además, la nueva localización cuenta con una zona de sombra que hará más agradable la compra durante el verano.

La regidora explicó que se pretende llegar a las quince paradas, aunque ayer sólo había cuatro. También explicó que busca que se haga un "consumo responsable" de los alimentos, como se puede hacer en este tipo de mercados de la ciudad.

Los miércoles seguirán siendo los días de plaza, con horario de ocho de la mañana a dos del mediodía. La regidora afirmó que en este nuevo lugar "los vehículos pueden aparcar más cerca, y hay una parada de autobús justo enfrente, por lo que es más cómodo".

Entre los vecinos que frecuentan el mercado, la mayoría están descontentos por la reubicación: "Me parece fatal, está en las afueras y me queda muy lejos. Me gustaba más en el centro", dice una vecina consultada.

Los comerciantes sí están contentos con el cambio: "Me parece bien porque está previsto que haya más gente, y hoy ya se ha notado", dice una de las vendedoras de ropa del mercadillo.

Antònia Martí explicó también que esta nueva ubicación permitirá además ampliar tanto el espacio de las paradas, que disponen de un metro más, como las líneas de venta del propio mercado. De este modo, lo conforman seis paradas de ropa y complementos, tres de frutas y verduras, dos de artesanía, una de calzado, otra de alimentos diversos, una del hogar y, por último, la parada de flores y plantas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!

 
Enlaces recomendados: Premios Cine