13 de febrero de 2017
13.02.2017
Medio ambiente

El Eixample es la zona con más contaminación de la ciudad

La calidad del aire en Palma obtiene la calificación de "regular" por el alto índice de dióxido de nitrógeno

13.02.2017 | 02:45

El humo de los coches provoca que la calidad del aire de Palma sea regular, lo que significa que las personas de riesgo, con problemas pulmonares, deban adoptar precauciones.

El motivo de esta calificación del aire de la ciudad como "regular" se debe al elevado índice de motorización existente en Palma, lo que implica que se emitan a la atmósfera elevados niveles de dióxido de nitrógeno, un compuesto que se libera al aire por los tubos de escape de los vehículos motorizados, en los procesos de combustión del carbón, petróleo, gas natural y en tratamientos industriales.

Otro de los contaminantes que también provoca problemas en la ciudad por la posible superación de su índice anual es el ozono, aunque en este caso se origina de forma secundaria debido a las reacciones con la luz solar.

Según los datos provisionales recogidos en las dos estaciones de vigilancia que tiene la conselleria de Medio Ambiente en Palma, una situada en Foners y la otra en Bellver, el valor medio de dióxido de nitrógeno por metro cúbico de aire medido en 2016 fue de 37, mientras que el valor límite anual es de 40. Este valor se superó en 2010 y 2011, por lo que se tuvo que elaborar un plan de mejora de la calidad del aire para este contaminante, que finalizó el año pasado.

Según el coordinador general de la concejalía de Ecología, Agricultura y Bienestar Animal del Ayuntamiento de Palma, Josep Maria Rigo, si bien en los últimos años no se el valor límite de este compuesto en la estación de medición de la calle Foners, se considera que puede haber zonas en las que aún se supera.

De hecho, a lo largo del pasado año la Conselleria de Territori, Energía y Mobilitat llevó a cabo una nueva campaña de mediciones en distintas zonas de la ciudad con la finalidad de actualizar los datos disponibles y de evaluar el efecto sobre los niveles de inmisión de dióxido de nitrógeno en relación a las medidas implementadas en el Plan de Mejora de la calidad del Aire de Palma 2011-2015.

Se establecieron 26 puntos de medida durante cuatro períodos de tiempo. Con las mediciones obtenidas se elaboró un mapa de niveles de contaminación por dióxido de nitrógeno.

De esta forma se estima que los niveles de concentración media anual de dióxido de nitrógeno pueden superar el valor límite de protección de la salud establecido en 40 miligramos por metro cúbico, en determinadas zonas del Eixampe, como pueden ser Bons Aires, Arxiduc, Marquès de la Fontsanta, Els Hostalets, Son Canals, la Soledat y Pere Garau.

En cambio la calidad del aire en el Centro Histórico, Bellver, Son Roca y el Secar de la Real se considera "optimo".

En Palma nunca se ha superado el nivel de alerta a la población, como sí ha ocurrido recientemente en Madrid, por ejempló, lo que obliga a activar protocolos muy estrictos de prohibición de la circulación con el fin de reducir la contaminación.

El Plan de Mejora de la Calidad del aire contempla, entre otras medidas, la regulación semafórica en Avenidas con el fin de que los vehículos se tengan que parar a menudo y no puedan alcanzar grandes velocidades. Lo mismo debería hacerse a lo largo de la vía de cintura, carretera cuya regulación depende del Consell de Mallorca.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!

 
Enlaces recomendados: Premios Cine