28 de agosto de 2016
28.08.2016

Se derribó una casa para construir un local sin tener licencia

27.08.2016 | 22:19

El pasado 23 de julio Cort paralizó las obras ilegales en un antiguo restaurante, s'Eixerit, situado en primera línea del Molinar. Sin embargo, la casa que fuera vivienda de Matilde Oliver y que alojó durante años el popular local ya no existe. En su lugar, una especie de cubo blanco con enormes ventanales, muy en la línea de los negocios que simulan arquitectura de 'chill out'. El propietario de este local, el mismo que regenta el Coco's y el Tapas, inició las obras sin contar con la preceptiva licencia. Fue uno de los integrantes de la plataforma Salvem el Molinar, Miquel Reyero, el que alertado ante la construcción de semejante local en cuyas obras no se veía el cartel de obras que debe ser visible, se personó en el Ayuntamiento. Allí comprobó "sorprendido" que carecía de licencia. La Patrulla Verde de la Policía Local hizo parar las obras. Se habla de que el dueño del antiguo s'Eixerit podría haber destinado 1.200.000 euros a la reforma ilegal. Incluso les indicó a los vecinos su intención de abrir este mes de agosto su nuevo negocio. Este caso es un ejemplo de la preocupación de muchos de los vecinos del Molinar, quienes ven cómo crece su barrio sin atender a una normativa consensuada y dar pie, ante la falta de una moratoria, a que se sucedan más desmanes arquitectónicos en un barrio que cotiza al alza. l.d. palma

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!

 
Enlaces recomendados: Premios Cine