Fachada marítima

Som no dará la batalla para la gestión pública del Palacio de Congresos

La formación municipal de Podemos aceptará la gestión privada del centro de convenciones y del hotel si en las bases del concurso se incorporan cláusulas sociales y de garantía del empleo

03.05.2016 | 01:36
Una dirección de la calle trasera del Palacio de Congresos permanece cerrada pese a que las obras finalizaron hace un mes.

Las claves

  • Som y Podemos aceptan la gestión privada del Palacio y del hotel
     Los socios de gobierno del tripartito aceptan como mal menor que la gestión del Palacio de Congresos y del hotel sea privada, aunque consideran  que sería mejor para salvaguardar los intereses públicos que, como mínimo, la gestión del centro de convenciones, fuera pública, tal como propugnaba el anterior gerente de Palau de Congressos S. A., Josep Sintes.

    Contrapartida: Proponen la inclusión de cláusulas sociales
      Como contrapartida a la aceptación de la gestión privada por parte de Som y Podemos,  quieren que el pliego de condiciones que se está redactando incluya una serie de cláusulas sociales y de garantía y estabilidad en el empleo. En concreto, han propuesto la incorporación de un plan de igualdad, garantías de un empleo estable y con derechos y posibilitar el acceso a colectivos vulnerables.

Som Palma y Podemos no van a dar la batalla para conseguir que la futura gestión del Palacio de Congresos y de su hotel anexo sea pública.
Ambas formaciones analizaron con sus bases el pasado fin de semana cuál va a ser su postura en relación a la aprobación de los futuros pliegos y llegaron a la conclusión de que, si bien consideran que sería deseable la gestión pública, aceptarán que sea gestionado en última instancia por la iniciativa privada.
No obstante, van a exigir que en el pliego de condiciones para la adjudicación del complejo y del hotel "se incluyan cláusulas sociales y de garantía del empleo", según explicó Eva Frade, la concejala de Som Palma que forma parte de la comisión de su formación que estudia la puesta en funcionamiento del centro de convenciones.
Ya se han mantenido reuniones con la empresa Deloitte, que asesora sobre la redacción del los pliegos para el nuevo concurso, con el fin de que el texto final incorpore, por ejemplo, un plan de igualdad, garantías de un empleo estable y con derechos, además de posibilitar el acceso al trabajo de colectivos especialmente vulnerables.
Tanto Som Palma como Podemos consideran que la gestión del Palacio y del hotel deberían ser públicas, puesto que entienden que una empresa actuará más en función de garantizar sus propios beneficios que los del conjunto de la sociedad.
En cualquier caso consideran que la gestión tanto del estacionamiento subterráneo del complejo, que cuenta con 300 plazas de aparcamiento, como la del hotel podría ser privada.
La postura de Som y Podemos en esta cuestión no coincide con la defendida por el PSOE y Més, sus socios de pacto en el Ayuntamiento de Palma y el Govern.
De hecho, el consejo de administración de Palau de Congressos S. A., la empresa de capital público que promueve el centro de convenciones de Palma y el hotel, aprobó su su reunión del pasado 11 de febrero la gestión privada del complejo como primera opción.

Voto en contra de Romero

El representante de Som en este órgano directivo, el concejal de Infraestructuras Rodrigo Romero, no obstante, votó en contra alegando que, a su parecer, no se habían explorado todas las posibilidades de la gestión pública del complejo, tal como propugnaba el anterior gerente, Josep Sintes.
Solo en el caso de que no se presentara ninguna oferta al nuevo concurso o que éste se paralizara judicialmente, se optaría por la gestión pública, tal como explicó la concejala de Turismo y presidenta del consejo de administración de Palau de Congressos S. A., Joana Maria Adrover.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

¡Síguenos en las redes!

 
Enlaces recomendados: Premios Cine