Movilidad

Un paseo para ciclistas y peatones comunicará el Vivero con Son Gotleu

Discurrirá por el camí Salard y será financiado por Cort y el Consell con la Ley de Capitalidad

01.04.2016 | 02:56
Aparcamientos para bicicletas en los parkings subterráneos de la SMAP.

Aparcamientos para bicicletas en los parkings subterráneos de la SMAP

  • Los parkings subterráneos de Antoni Maura, Via Roma y Santa Pagesa tienen desde ayer 24 plazas para bicis cada uno que los usuarios pueden alquilar por 24 euros al año con el fin de guardar los vehículos en un lugar seguro –frente al puesto de vigilancia– para evitar que sean robados. La iniciativa se ampliará al resto de aparcamientos municipales

El camí Salard tendrá un paseo para viandantes y ciclistas, una senda que se prolongará hasta Son Gotleu para comunicar las barriadas del Rafal y el Vivero con el Eixample palmesano. Este proyecto impulsado por Cort y el Consell se financiará a través de la Ley de Capitalidad y ha sido comunicado a las asociaciones de vecinos, ya que también se prevé "una red de carriles-bici" en la zona del Rafal y el Vivero, tal como explicó ayer el concejal de Movilidad, Joan Ferrer.

El último carril-bici ejecutado es el que une el camí de Jesús con la calle Baró de Pinopar y tienen previsto otro paseo para bicis y peatones que comunicará Son Perera con el hospital de Son Espases a través del camí dels Reis, sufragado asimismo con fondos de la Ley de Capitalidad de la institución insular.

72 plazas para bicis

El área de Movilidad presentó ayer 72 plazas de aparcamientos para bicicletas ubicadas en los estacionamientos subterráneos de Antoni Maura, Via Roma y Santa Pagesa. Cada uno tiene 24 plazas para bicis de particulares que quieran dejarlas allí por 24 euros al año con el objetivo de "tener un lugar seguro" para que no le roben su vehículo, tal como explicó el alcalde, José Hila.

Los aparcamientos se hallan "frente a las cabinas de seguridad, el puesto más vigilado, ya que un guardia se encarga de que no se produzcan robos", indicó Hila. El concejal de Movilidad añadió que "uno de los motivos por los que la gente no tiene bicicleta es que tiene miedo a que se la lleven [si la aparcan en la calle], debido a que no puede guardarla en su casa, ya sea porque no tienen ascensor, la escalera es estrecha o no hay espacio en el interior de la vivienda". Por lo tanto, con esta oferta de plazas en los parkings de la SMAP (Sociedad Municipal de Aparcamientos de Palma), los residentes y trabajadores de las zonas donde se encuentran los estacionamientos –"se ampliará a todos ellos"– podrán disponer de una alternativa segura por dos euros al mes, como destacó Joan Ferrer.

Desde su departamento creen que la iniciativa animará a más personas a utilizar la bicicleta, "una de las líneas de trabajo" del actual equipo de gobierno. La oferta de plazas de parking para este transporte alternativo es una de las propuestas para incentivar su uso, aunque también tienen en marcha otras, como la ampliación del servicio público Bicipalma, que está prevista para antes del verano, según afirmó el concejal. Asimismo, la campaña a nivel mundial '30 días en bici', que ha sido impulsada en Palma por el colectivo Biciutat, se inicia hoy, como anunciaron esta semana.

Registro de bicicletas

Quienes utilicen el servicio de aparcamiento de bicicletas se deberán inscribir en el llamado biciregistro, abierto también al resto de ciclistas y que sirve para identificar el vehículo como si fuese la matrícula de un coche. Es una iniciativa de la Red de Ciudades por la Bicicleta, de la que Palma forma parte, con el fin de que sea más fácil recuperar una bici en el caso de que sea sustraída.

Los interesados se tienen que inscribir en www.biciregistro.es y después acudir a Sant Ferran o la oficina de la SMAP para recibir unos adhesivos de muy difícil extracción con los que identificar el vehículo a pedales.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!

 
Enlaces recomendados: Premios Cine