Fira del Ram

Los políticos se divierten en la feria

Diez días tras la apertura, los concejales de Cort inauguran la nueva edición de la Fira del Ram con 171 paradas - Los feriantes congelan los precios: entre 2,5 y 4 euros

08.03.2016 | 02:09
Los políticos se divierten en la feria

Mañana soleada, ideal para salir del despacho. Los políticos del Ayuntamiento de Palma ayer tenían una visita marcada en la agenda a un lugar de diversión: la Fira del Ram. La cita era para inaugurar de forma oficial las atracciones que hasta el 10 de abril estarán abiertas en la explanada de Son Fusteret, el recinto entre Son Oliva y el polígono de Son Castelló. Pese a que la feria lleva diez días abierta, la costumbre de los últimos años es cortar la cinta a mediados del evento. Y así se hizo. El alcalde José Hila y los concejales Angélica Pastor, Antònia Martín, Patricia Conrado y Tomeu Cañellas dieron ayer un paseo entre las 171 atracciones y puestos de comida que han instalado este año.

Cuando llegaron a la feria, los cinco representantes de la corporación palmesana no estaban muy convencidos de querer subirse a las atracciones. "Hace como veinte años que no vengo a la feria", confesó Cañellas. "Bueno, yo a los coches de choque sí que me subiría", señaló el alcalde. Y al final demostraron que son como niños. Los feriantes les invitaron a subirse al látigo, el montaje con más solera en el Ram: 62 años ininterrumpidos sin faltar a la cita, según explicó su encargado, José Martí. Pero como que los políticos fueron por la mañana, el látigo todavía no estaba preparado. Así que el pulpo fue la atracción a la que les tocó subirse.

Los dos miembros del equipo de gobierno (el alcalde Hila y la regidora Martín) se sentaron juntos, mientras que los representantes de Ciudadanos (Conrado y Cañellas) se montaron en otro tentáculo del bicho. A la socialista Angélica Pastor no le gustó la idea y se quedó en tierra guardando la chaqueta y el bolso de Martín, mientras se reía de sus compañeros del tripartito y les fotografiaba para subirlo a las redes sociales. "No pongáis cara de susto", les gritó.

La atracción nueva de este año se llama The Limit. Es una torre de 50 metros de altura que da vueltas como una centrifugadora a los valientes que quieren volar sujetos a unos asientos similares a los de un columpio. También estrenan un montaje de las Tortugas Ninja para los más pequeños.

Los precios se han mantenido congelados respecto a otros años, según explicó la vicepresidenta de la Unión de Empresarios de Atracciones Diversas de Balears, Roser Orús. Entre los 2,5 euros de los coches de choque o la noria infantil hasta los 4 euros, pasando por los 3 euros de la rana y el canguro o los 3,5 que cuesta un viaje en la noria. "La crisis nos afectó mucho, pero este es un capricho que un padre no le quita a su hijo. Este año hemos empezado mal por culpa del tiempo, pero esperamos bastante público", agregó Orús. Y un par de horas después cayó otro chaparrón sobre la feria como el que les impidió abrir durante fin de semana del estreno.

Si las nubes se calman, la Fira del Ram abrirá de lunes a jueves entre las 17h hasta la medianoche. Los viernes se alarga una hora: de 17h a 1h, mientras que los fines de semana adelantan la sesión: de las 11h a la 1 de la madrugada.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!

 
Enlaces recomendados: Premios Cine