Conflicto laboral

Los funcionarios de Cort se visten de negro en Sant Ferran

Los representantes sindicales pidieron al alcalde que cumpla con su compromiso sobre la paga extra y la carrera profesional

22.12.2015 | 01:53
El alcalde, José Hila, habla con el presidente del comité Pedro Castro.

Los miembros del comité de empresa de los funcionarios municipales del Ayuntamiento de Palma se vistieron ayer nuevamente de negro con el fin de reclamar la devolución de la paga extra de 2012 y el cumplimiento del acuerdo sobre la carrera profesional. Tal como se acordó en la asamblea celebrada el pasado viernes, ayer no acudieron a la mesa de negociación convocada por la teniente de alcalde de la Función Pública, Aurora Jhardi, puesto que en el orden del día no aparecía ninguno de los dos puntos anteriores, e iniciaron las protestas ante el alcalde, José Hila, con el fin de solicitarle que mediara en el conflicto.
Si bien inicialmente la concentración estaba convocada frente al despacho del alcalde, finalmente los representantes sindicales se trasladaron al cuartel de la Policía Local de Sant Ferran puesto que Hila tenía previsto visitarlo con el fin de felicitar las fiestas a los funcionarios y policías que trabajan en estas instalaciones.
El alcalde fue abordado por los sindicalistas en las escaleras de acceso al cuartel. Le plantearon la necesidad de que cumpla sus compromisos electorales y que incluya en los presupuestos del próximo año, además de otro 25% de la paga extraordinaria que les fue suprimida en 2012, el 71% de la denominada carrera profesional, tal como se recoge en el convenio colectivo. Según el presidente del comité de empresa, Pedro Castro, solicitaron a Hila que en la negociación se impliquen también representantes del PSOE y de Més, partidos que conforman, junto Som Palma, el equipo de gobierno. Castro manifestó que han perdido la confianza con la teniente de alcalde Aurora Jhardi, puesto que hace 19 días que no se reúnen.
Manifestó que no van a aceptar la estrategia, ya aplicada en el anterior mandato por el equipo de gobierno del PP, consistente en reunir la mesa de negociación para tratar un mismo punto en el que no se está de acuerdo en tres ocasiones, sin auténtica voluntad de negociación, simplemente para cumplir con la legalidad. Consideró que esta práctica denota la "mala fe" de los responsables municipales.
El alcalde se remitió en todo momento a que Jardhi representa al equipo de gobierno, sin comprometerse a mantener una reunión con representantes de los demás grupos. Los funcionarios recogen también alegaciones a los presupuestos municipales para el próximo año. Según Pedro Castro ayer ya se habían redactado un centenar.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!

 
Enlaces recomendados: Premios Cine