Memoria Histórica

Cort estudia mantener el monumento de sa Feixina pese al acuerdo del tripartito

ARCA explica al concejal de Patrimonio los motivos para conservarlo, como el didáctico

02.09.2015 | 09:12
El monumento al crucero Baleares y la inscripción colocada en 2010 para "no olvidar nunca los horrores de las guerras y las dictaduras".

El programa de gobierno que firmaron los partidos del pacto en Cort habla de "desmontaje y retirada del monumento" de sa Feixina, que fue construido en el franquismo para dedicarlo a las víctimas del crucero Baleares. Sin embargo, el Ayuntamiento se plantea ahora mantenerlo, como avanzó el concejal de Cultura, Patrimonio y Memoria Histórica, Miquel Perelló, al presidente y el vicepresidente de ARCA, Pere Ollers y Josep Massot, durante una reunión mantenida ayer para hablar de varias propuestas relativas al patrimonio.

La asociación proteccionista explicó al regidor la importancia de conservar el monumento de sa Feixina con diversos argumentos y Perelló "reconoció que, pese a saber que su retirada está en el acuerdo del equipo de gobierno, es consciente de que se trata de un tema que no está cerrado, hay que estudiarlo bien, escuchar a los especialistas y esperar a que el Parlament apruebe la Ley de Memoria Histórica" que está preparando el Govern del Pacto, "ya que podría condicionar las actuaciones del Ayuntamiento", en palabras de Ollers.

El presidente de la entidad que vela por la preservación del patrimonio entregó al concejal informes y otros documentos que él desconocía a favor de su conservación, y le argumentó el "componente educativo" de este monolito "para recordar el drama de la guerra". Además, "no es un monumento fascista, sino a unas víctimas, muchas de las cuales eran mallorquines enrolados a la fuerza"; y en el año 2010, cuando Aina Calvo era alcaldesa en Cort, se colocó una inscripción para "no olvidar nunca los horrores de las guerras y las dictaduras", tal como se lee, y se quitó el escudo franquista que tenía.

ARCA considera inaceptable que "prácticamente los mismos partidos que consensuaron el actual monumento cambien de opinión y pretendan destruir el patrimonio". Ollers cree que con la citada placa colocada en 2010 "es suficiente", aunque propone al Ayuntamiento que construya un monumento de reconocimiento "a las personas que lucharon por la legalidad y las libertades en la Guerra Civil y la dictadura. No es un cambiazo, sino uno nuevo desde la perspectiva actual, ya que contamos con un extenso patrimonio del pasado, pero no del presente, y podría ser un buen homenaje".

Por el contrario, la asociación Memòria Històrica de Mallorca exige que el monumento situado en sa Feixina "sea retirado sin más dilaciones, tal como acordaron los partidos que conforman el pacto de gobierno", destacó la presidenta, Maria Antònia Oliver. "Ya hemos esperado mucho tiempo y no es necesario que haya una ley autonómica de la Memòria Històrica para estudiar de nuevo si se quita o no. Hace un mes nos reunimos con el regidor y se comprometió a ello, al igual que el partido Som Palma hace unos días", concluyó.

La asociación ARCA también planteó al concejal de Cultura "que los monumentos cuenten con una señalización adecuada, ya que es una necesidad, no un capricho, y no es muy costoso", tal como indicó el presidente.

Otras propuestas de las que se habló en el encuentro fueron la rehabilitación de las torres del Temple y la recuperación de los refugios de la Guerra Civil para que sean visitados por escolares. "Se podrían restaurar un par de ámbito municipal, como el que hay en Cort", instó Ollers. Perelló se mostró predispuesto, pero lo supeditó a los presupuestos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!

 
Enlaces recomendados: Premios Cine