08 de agosto de 2016
08.08.2016

Un héroe para Sóller

Un centenar de personas acompañan a los padres de 'Joanllu' en su primera final olímpica, pese a la hora intempestiva

09.08.2016 | 01:56
Un héroe para Sóller

A las tres de la madrugada el teatro Victòria de Sóller volvió a llenarse de público para seguir la final olímpica de los 400 metros estilos en la que el paisano Joan Lluís Pons quedó en octava posición. Pese a ello, los asistentes lo celebraron como una victoria ya que el diplomado olímpico se coloca en la cima de la natación española y mundial si se tiene en cuenta que en las semifinales del sábado batió un nuevo récord de España. De este modo el joven de tan solo 19 años que acaba de debutar en sus primeros Juegos Olímpicos es ya todo un héroe para los sollerics.

El nadador solleric concluyó con un tiempo de 4:16.48 en octava posición en la final de los Juegos Olímpicos de Río en la que se impuso el japonés Kosuke Hagino. Pons, que no pudo rebajar los 4:13.55 que él mismo estableció como nuevo récord de España en la preliminares disputadas la mañana del sábado, se quedó a casi siete segundos del podio, que cerró el también japonés Daiya Seto con un registro de 4:09.71.

Pese a ser una hora intempestiva, muchos sollerics acompañaron a los padres del nadador en su primera final olímpica a través de la pantalla gigante que fue instalada en el interior del teatro Victòria. Más de cien personas ocuparon el patio de butacas. Unas horas antes, más de 200 siguieron en directo las brazadas que le dieron su pase a la final, lo que en Sóller despertó numerosas muestras de orgullo y estimación al deportista más destacado de los últimos años, en tanto que para muchos lo conseguido por Pons en Río ya es meritorio.

A pesar del sabor agridulce por haber podido acceder a uno de los metales preciosos del podio, los familiares del nadador se mostraron especialmente satisfechos con el resultado y la trayectoria que ha seguido Pons en los últimos años hasta hacerlo merecedor de un puesto en la selección olímpica española de natación. Sus padres, Joan Pons y Francisca Ramon, volvieron a recoger las felicitaciones del público que trasnochó para seguir la prueba en directo en el teatro parroquial de Sóller.

Joan Lluís Pons es el segundo solleric que accede a unos Juegos Olímpicos. Cuatro décadas atrás lo hizo en Munich '72 el mítico jugador del Real Madrid de baloncesto Rafa Rullán. Pons es ahora el nuevo héroe deportivo de Sóller.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine