Conflicto sirio

Otros cinco años de guerra Siria costarían hasta 1,2 billones

Si la guerra Siria se prolongara cinco años la recuperación sería equivalente al PIB anual de España

09.03.2016 | 11:24
La ciudad de Homs devastada tras el bombardeo.

Si la guerra siria terminara mañana, los costes derivados del conflicto ascenderían a cerca de 630 millones de euros. Aunque la cifra podría dispararse hasta los 1,2 billones de euros, el equivalente al PIB anual de España, si se prolongara otros cinco años, ha recogido un informe de World Vision y Frontier Economics.

"Frente al sufrimiento de las personas es difícil pensar fríamente en los costes económicos", ha lamentado el director general de World Vision en Reino Unido, Tim Pilkington. "Pero las pérdidas financieras se traducen en pérdidas humanas. Debemos preparar el camino para la paz ahora", ha añadido.

Aunque la guerra siria terminara este año, el PIB per cápita del país tardaría en recuperarse entre 10 y 15 años frente a los niveles pre-crisis. Un escenario "optimista" que incrementaría los costes totales de la guerra a cerca de 630 millones de euros.

En total, ocho millones de niños sirios están sufriendo los daños colaterales derivados de la guerra, siendo la educación el sector más golpeado. En Siria --donde una de cada cuatro escuelas ha sido destruida, dañada o está siendo utilizada como refugio para personas desplazadas-- 5,7 millones de niños han dejado el colegio. No obstante, en el exterior la situación no es mucho mejor y menos de la mitad de los refugiados están escolarizados.

En conjunto, se estiman unas pérdidas de 25 millones de años de escolarización entre el conjunto de niños que han dejado a un lado su educación, según ha recabado el Centro Sirio para las Investigaciones Políticas. Los menores cargarán de por vida con esta situación, estimándose en casi 10 millones de euros el total de ingresos que dejarán de percibir.

"La guerra en Siria ha hecho añicos las vidas de ocho millones de niños. A menos que actuemos ahora, esta guerra afectará no solo a una generación de menores, sino también a sus hijos", ha advertido Pilkington.

La destrucción del sistema sanitario también ha mermado en 15 años la esperanza de vida. La mitad del personal médico ha huido del país y más del 40 por ciento de los hospitales han dejado de ser funcionales. Millones de niños, menores de cinco años, sufren problemas de malnutrición y comunicación, entre otras enfermedades.

Efecto rebote

Los efectos del conflicto se han exportado también a los países colindantes, especialmente Líbano y Jordania, cuyas exportaciones a Siria se han reducido dramáticamente, ha recogido el informe.

Según datos del Banco Mundial, el Ejecutivo libanés desembolsó casi un millón de euros entre 2012 y 2014 para hacer frente a los gastos generados por los refugiados en su territorio, fundamentalmente por un incremento de la demanda de electricidad y otros servicios, como la educación. En Jordania, se observa un incremento de 817 millones de euros en el gasto público entre 2012 y 2013.

Sin embargo, el impacto sobre la economía turca fue "moderadamente positivo", habida cuenta del aumento de los salarios para los trabajadores del país con motivo del flujo de refugiados.

La tasa de crecimiento en Siria se ha reducido cerca de un 25 por ciento, con respecto a las previsiones realizadas en caso de que no hubiera estallado el conflicto. Los ingresos por crudo, la cuarta parte de los beneficios obtenidos por el Gobierno antes de la guerra, se han reducido a la mitad. Mientras, la deuda pública ha superado el 126 por ciento, frente al 23 por ciento registrado en 2010.

"Debemos preparar el camino para la paz ahora mismo. Cuanto más tardemos en reconstruir Siria, mayores serán los retos y los costes. El mundo no debe repetir los planes de posguerra fallidos --como en Irak y Afganistán-- aplicados en los últimos conflictos", ha subrayado Pilkington.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!

 
Enlaces recomendados: Premios Cine