Consejos

Cinco claves para conseguir ahorrar en la cuesta de septiembre

Apuntar los gastos y hacer un presupuesto, dos de las recomendaciones para evitar que el gasto se dispare

04.09.2015 | 19:22
Septiembre, un mes clave para el ahorro.

Como cada año, en septiembre el dinero sale de los bolsillos mucho más rápido de lo que entra. Se acerca el final de mes y debemos pagar las facturas, los gastos extras de verano y los gastos del inicio del curso, y el bolsillo comienza a tiritar. ¿Cómo hacer frente a la cuesta de septiembre y ahorrar? El equipo de eLowcost.com te da las claves para salir airoso de estas complicadas semanas.

Termina el verano un comienza septiembre, o más bien, la cuesta de septiembre. A los gastos de las vacaciones se le suman muchos otros, como la vuelta al colegio, que muchas veces nos llevan a implantar una economía de guerra.

Andar justo de dinero no significa que tengamos que dejar de disfrutar de los pequeños placeres del día a día. Aunque bien es cierto que la situación económica que atraviesa el país hace que sea un poco más difícil ahorrar, siempre es posible hacerlo con un poco de organización y planificación.

Estos son algunos consejos:

1. Registra tus gastos

El primer paso para ahorrar dinero es saber exactamente cuánto gastamos. Durante un mes, el equipo de eLowcost.com te propone que escribas absolutamente todo lo que gastas, desde un café hasta la factura del gas. Una vez que tenga estos datos, organízalos por categoría, por ejemplo: comida, transporte, cuidado personal, entre otros. De esta manera te darás cuenta en qué tienes que dejar de gastar tanto dinero, y en qué estas gastando moderadamente para que continúes por el camino correcto.

2. Haz un presupuesto

Una vez tienes una idea de lo que gastas en un mes, puedes fijar un presupuesto para planificar tus gastos y restringir los excesos. Debes intentar no superar bajo ninguna circunstancia el límite de dinero que has destinado mensualmente para cada partida.

3. Planifica tu ahorro

Teniendo en cuenta tus ganancias y gastos mensuales, añade una categoría de ahorro a tu presupuesto, que sea al menos el 10 o 15% de tus ingresos netos, aunque tengas que hacer recortes en otras áreas, y piensa que ese dinero es intocable. De esta manera, crearás un fondo de ahorros que te servirá para otras inversiones puntuales tales como un coche o una casa.

4. Establece metas de ahorro según tus prioridades

Debes ordenar por prioridad tus necesidades para establecer metas de ahorro que puedas cumplir a corto, medio y largo plazo. Hacer esto te motivará a la hora de hacer ajustes, pues pensar en irte de vacaciones, comprar un coche nuevo o pagar la universidad de tus hijos, hará que te sientas más fuerte a la hora de recortar tus gastos.

5. Analiza tu progreso cada mes

De nada sirve establecer metas si no se cumplen. Revisar tus avances no solo te ayudará a cumplir con tu plan de ahorro personal, sino que también te servirá para identificar y solucionar los problemas que se vayan presentando.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

¡Síguenos en las redes!

 
Enlaces recomendados: Premios Cine