03 de septiembre de 2016
03.09.2016
Voleibol / Superliga Masculina

El Can Ventura asume su rol

El técnico Marcos Dreyer admite que "el equipo está hecho para estar arriba" y que "si no se está en finales, es un fracaso"

06.09.2016 | 01:17
El Can Ventura asume su rol

"Si no se gana, si no se está en finales, es un fracaso. Es así". Marcos Dreyer, técnico del Can Ventura Palma, asume su papel de candidato a todo pese a que el equipo debutará en la Superliga Masculina de voleibol.

La mayoría de la plantilla se estrenó ayer en el club Megasport, donde realizará por la mañana una parte de la preparación física. Por la tarde se ejercitarán en la pista, en el Germans Escalas. Entre los ausentes, los cuatro internacionales españoles. "No puedo decir que no hay que ganar, el equipo está hecho para ganar", admite Dreyer, que también tendrá ficha de jugador, como en las dos últimas campañas: "Pero seré más míster que jugador. Ahora voy a echar una mano en pretemporada, y quizás en los amistosos".

"El equipo está hecho para estar arriba y no vamos a huir de la presión, es una cosa muy bonita que te entreguen las piezas que me han entregado", explica el brasileño, nacido en 1971. Es el hombre de confianza de Damià Seguí, quien ha apostado por conformar un proyecto ganador.

"El equipo se empezó a construir de manera más cauta, pero luego la cosa se fue 'calentando' en verano y se ha hecho un equipo de garantía", explica Dreyer. "Da seguridad tener gente tan experimentada en cada puesto; y exige ganar", sentencia.

"¿Un proyecto acelerado? No por el nivel. Damiàn [Seguí] siempre ha hecho equipos para jugar finales y era una cuestión de tiempo volver a eso", señala.

En cuanto a los rivales, Dreyer cree que, pese a que el Can Ventura le ha arrebatado jugadores a Almería y Teruel, "el dinero que no le van a pagar a estos se lo pagarán a otros. Hay jugadores suficientes para todos". "Yo lo que quise era tener jugadores que han jugado y triunfado aquí. No quería experimentos. Los jugadores que tengo ya han ganado esta liga y nos permitirá pagar menos novatadas. Y ahí tenemos ventaja", sentencia.

La Liga comienza a mediados de octubre y una semana antes está previsto el Trofeu Ciutat de Palma. Sobre esa fecha llegarán los cuatro internacionales españoles. "En la parte física no hay problema, van a llegar en un nivel muy bueno. En la parte táctica sí habrá más trabajo, pero muchos ya han jugado juntos", afirma, y asevera: "Pero no se puede quejar uno por tener jugadores de la selecición, por su nivel y porque darán un rendimiento inmediato".

Dreyer asegura que "no fue difícil convencerlos". "A pesar de ser un club nuevo, todos saben la historia del voleibol en Mallorca y conocen los proyectos de Damián. Llama la atención y en España a muchos jugadores les gusta este desafío... y vivir en Mallorca también tira mucho. Es un arma que tengo para fichar. No hay ningún sitio mejor en el mundo para vivir", agrega el técnico, que reconoce estar encantado con las condiciones que tiene para preparar al equipo: "Tenemos el pabellón las horas que necesitamos y contar con Megasport es brutal".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine