26 de julio de 2016
26.07.2016
Baloncesto

Sergi García presume de su oro europeo en familia

El base afirma que ganar el título con la selección sub-20 "ha sido un final perfecto tras una temporada muy difícil"

28.07.2016 | 02:07
Sergi García posa anoche, en el aeropuerto de Son Sant Joan, con su oro junto a su familia.

Pese a su debut en la Liga ACB con el CAI Zaragoza, no estaba siendo su mejor año a nivel deportivo, muy castigado por las lesiones. Pero el oro conseguido en Finlandia frente a Lituania en la final del Europeo sub-20 compensa el sufrimiento de una temporada complicada en algunos momentos para Sergi García Calvo (Palma, 1996). Anoche llegó a casa y fue recibido por su familia en Son Sant Joan. Es su segundo título continental (ya fue campeón de Europa en sub-16).

Un metal que ha llegado de forma sorpresiva. "Nadie daba nada por nosotros ya que a este torneo llegábamos una generación que nunca había estado luchando por estar arriba en Europa. Y nuestro triunfo no ha sido inesperado para nosotros, porque hemos jugado muy bien. Y lo celebramos con mucha alegría, porque nunca sabes cuándo te puede llegar un premio como este", señaló el mallorquín, quien reconoce que el secreto ha sido "ir partido a partido". "No ir de sobrados ya que había selecciones más fuertes y más altas que nosotros como Turquía o la propia Lituania en la final", aseveró.

A nivel personal, fue un Europeo "para estar muy satisfecho". "Ha sido un año muy difícil para mí tras estar casi tres meses lesionado, entre los dos hombros y una rodilla, y sinceramente estoy muy contento de cómo ha salido todo", sentenció. Con la plena confianza del seleccionador, Juan Antonio Orenga, Sergi García tenía claro que quería "llegar al Europeo lo mejor posible". "Y a medida que ha ido avanzando el torneo he ido recuperando sensaciones, ya que en el tramo final de la pasada temporada prácticamente no he podido jugar", explicó. "Esto ha sido un final perfecto tras un año muy difícil en mi estreno como profesional", aseguró.

Ahora toca descansar, desconectar y quizás darle un consejo a su hermano Marc, que proximamente se incorporará a las filas del Real Madrid cadete de Joan Ralló. "Que se centre primero en los estudios, que en cada partido lo dé todo y, sobre todo, que se divierta jugando. Que no se le suba a la cabeza, porque se lo tiene que currar día a día", concluyó el medallista de oro europeo sub-20.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine