14 de agosto de 2016
14.08.2016
Incremento de visitas

El récord de turistas dispara las visitas a los centros culturales

La Fundación Pilar i Joan Miró, Es Baluard y el Castell de Bellver doblan en julio su afluencia respecto al mismo mes de 2015

14.08.2016 | 02:45

El récord de turistas alcanzado en Mallorca en los meses de junio y julio también se está dejando notar en los principales centros culturales de Palma durante este verano. Algunos museos, la Catedral y el Castell de Bellver han visto incrementadas sus visitas.

En primer lugar, desde la Fundación Pilar i Joan Miró aseguran que "estos meses que llevamos de verano hemos crecido el doble con respecto al mismo periodo del año pasado", al tiempo que detallan que los martes y los jueves son los días con mayor concurrencia a sus instalaciones "como consecuencia de los cruceristas", indican desde el museo. Y es que el museo reviste el verano con visitas extraordinarias, motivadas por la masificación de cruceros que arriban por estas fechas al puerto de la bahía de Palma, así como por la llegada de numerosos estudiantes y expertos de arte que llenan los numerosos talleres y cursos de verano de la Fundación, que incluyen muy variadas materias, como de fotograbado en cobre o serigrafía con materiales granulares. Otro aspecto singular que contribuye a la afluencia de público es la localización o situación estratégica del museo, apostillan desde la infraestructura cultural.

En la misma línea que la Fundación Pilar i Joan Miró se encuentra Es Baluard, que ha visto cómo desde enero, y en especial en junio y julio, se ha producido un "claro" incremento del número de visitantes. Así, siguiendo la tendencia del año pasado, en la que hasta 615.220 personas visitaron el museo, de los cuales 409.049 vinieron la temporada de verano (de mayo a octubre), durante los primeros meses del año este incremento ha sido de un 25% y, según explican desde el museo a falta de los datos definitivos, podría alcanzar en días puntuales de los meses de verano "a más del doble que el año anterior". Asimismo, "hemos trabajado en el área de públicos analizando la procedencia, y el incremento notable de estos visitantes viene tanto por el público local, interesado en las actividades culturales veraniegas, como el FES (Festivales de artes escénicas y musicales de verano en Es Baluard), que atraen a gente joven, como por el turismo cultural", matizan desde el centro artístico.

El Castell de Bellver también ha incrementado "significativamente" sus visitas por la llegada de "más turistas y grupos de la tercera edad", según informa este centro de interés cultural. Cabe matizar que, a pesar de que todavía no se dispone de los resultados definitivos, el Castell podría haber doblado su afluencia comparado con 2015.

Mientras, la Catedral de Palma, según datos de su gerente José Capote, ha visto aumentadas  las visitas individuales (en estos meses de junio y julio) en un 10,44% comparado con el mismo periodo de 2015. La cantidad total de visitas realizadas a la Seu, en el primer semestre de 2016, fue de 334.408. Sin embargo, llama la atención que el pasado mes de junio hubo 2.193 visitas grupales menos que en 2015, lo que supone una disminución en 1,5 puntos porcentuales.

También la directora del Museu de Mallorca, Joana Maria Palou, destaca el incremento estival causado por la llegada a sus salas, en su mayoría, de visitantes extranjeros y de investigadores que trabajan con los fondos del centro tanto en junio y julio. Visto el número de visitas de este año, los meses con mayor afluencia fueron mayo, junio y julio, con más de 1.800 visitas por mes. Cabe añadir, además, que durante el curso académico se programan actividades educativas, tanto para alumnos de Educación Secundaria como de la Universidad.

Crecida también la que ha tenido CaixaForum Palma en junio y julio. "Si tenemos en cuenta que el público isleño suele bajar un poco cuando llega el verano, este año podemos hablar de un incremento de turistas en general en el centro", señalan desde CaixaForum sin aportar datos definitivos. Este aumento vino dado sobre todo por la magna exposición del pintor Anglada-Camarasa y su relación con el arte japonés, forjada durante sus años de estancia en París, y por Dones de Roma, cuando se alcanzó el mismo número de visitantes que la media diaria (entre 300 y 600 personas). Asimismo, desde septiembre de 2015, y prolongada hasta finales de agosto de 2016, se puede visitar el memorial al escritor andritxol Baltasar Porcel.

Los que marcan la excepción

La nota de bajada la pone el Museo Fundación Juan March, que ha visto reducidas sus visitas (unas 600 entre junio y julio de 2016) comparado con la misma época de 2015. Sin embargo, si nos centramos en el primer semestre de 2016, el museo ha visto incrementada su afluencia en mil personas, llegando a un total de 49.377 en el primer semestre de 2016. Esta temporada se ha mostrado la temática del Arte sonoro en España (1961-2016), procedente del Museo de Arte Abstracto Español de Cuenca.

En la misma línea que la Fundación Juan March, y con la mitad de visitantes (25.000) que ésta, (entre los meses de enero a julio de 2016), el Casal Solleric ha visto reducidas sus visitas. La infraestructura del Born acogió en junio un total de 3.200 visitantes, mientras que en julio se redujo la cifra a 2.725 visitas, lo que supone casi 3.000 personas menos comparado con abril de este año. Durante este tiempo se ha desarrollado la exposición Reinserció de les arts y, desde abril, sigue vigente, La mirada del foc de Guillem Nadal.

En definitiva, la extraordinaria llegada de turistas a Mallorca, junto con los talleres y festivales artísticos, sellan una tónica positiva en la afluencia museística en Palma frente a los pocos centros culturales que reducen sus visitas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine