Blog 
MICROMONÓLOGOS DE CADA DÍA
RSS - Blog de Marc Llorente

El autor

Blog MICROMONÓLOGOS DE CADA DÍA  - Marc Llorente

Marc Llorente

Probablemente me conocerán a través de la crítica de espectáculos de INFORMACIÓN. Pero uno también le da al periodismo de opinión y a otros géneros.

Sobre este blog de Cultura

La actualidad social y política, la cultura y la creatividad literaria componen un "ménage à trois" perfecto. El realismo, el surrealismo, el absurdo lógico, la acidez o la ternura pueden darse la mano con unas rápidas pinceladas que expondremos para ustedes.


Archivo

  • 12
    Agosto
    2013

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Buzón de reclamaciones

    ¡Qué bien! Un buzón contra el fraude laboral puesto en marcha por el Ministerio de Empleo… Lo inundaré de papeles. Pero no denunciando a la clase trabajadora o a los desempleados. Hay que poner el punto de mira, principalmente, sobre la contratación irregular de las empresas. Las infracciones laborales deben ser perseguidas, sí. La economía sumergida y los fraudes a la Seguridad Social no benefician a los trabajadores…

    Es el Ejecutivo quien debería perseguir el fraude fiscal de los defraudadores profesionales. El de las grandes fortunas y el de los empresarios fraudulentos. Pues no. Se les amnistía y tan felices. Recortan costes en las administraciones públicas y en las prestaciones, difuminan a la Inspección de Trabajo, diluyen la democracia y quieren que los ciudadanos se chiven.

    Además de lo dicho, los mayores fraudes vienen de la mano de los que manejan las riendas nacionales e internacionales. Así son las reglas de un juego en el que deben perder los de siempre. Un juego voraz donde unos se comen a los económicamente más flojos con la venía o sin la venia de la mayoría. Ese juego oscuro que anula los derechos más elementales, que da luz verde a toda clase de abusos y que estimula cualquier tipo de corruptelas.

    Por eso, este buzón contra el fraude laboral lo voy a llenar de denuncias que pongan el foco en las estafas que sufre una población a la que sólo le queda reaccionar claramente. Si es que desea poner freno y desmontar las tropelías impuestas para que prospere la esperanza en un turbio presente que anula el mañana y refuerza el poderío de los golfos de cinco estrellas.           

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook