Blog 
Mi ¿amiga? Pascualita
RSS - Blog de Isabel JiménezBravo Llabrés

El autor

Blog Mi ¿amiga? Pascualita - Isabel JiménezBravo Llabrés

Isabel JiménezBravo Llabrés

Isabel Jiménez-Bravo Llabrés es una mujer, bastaría decir eso para definirla, pero por si queda alguna duda: es mujer, madre, abuela, amiga... conocida mundialmente por sus croquetas, ha decidido dar un paso más, compartiendo con quien quiera pasar un buen rato, las historias de su ¿amiga? Pascualit...

Sobre este blog de Cultura

"Mi ¿amiga? Pascualita" es un personaje entrañable a la par que desquiciante, que entra a formar parte, de una forma muy peculiar, de una familia nada común, pero en la que podemos identificar a miembros de nuestra propia familia. ...


Archivo

  • 28
    Octubre
    2013

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Solidaridad musical.

     La abuela está de morros porque su icono (la tele) ha quedado inservible. Por más que le digo que no tuve arte ni parte en ello, no me cree. Esta mañana, mientras desayunábamos, predisponía a Pascualita contra mí. - "Gracias a ésta no podrás ver a la Esteban" - Abuelaaaa. - "¿Acaso miento?" - Claro. Primero porque no es culpa mía y segunda porque la sirena no puede ni verla. - "Ya se iba acostumbrando"

    - ¡Avemariapurísimaaaaaaaaaa! ¡Mira que te traigo. Un televisor!... Bonito ¿eh? Una antigüedad auténtica que será la envidia de todo el que lo vea. - "¿De dónde lo has sacado?" - ¿De dónde va a ser, abuela? De un contenedor - Te estás pasando de lista. En cuanto lo he visto, les he dicho a los chicos que lo bajaban a la calle que me lo quedaba yo y lo han puesto en mi carro de supermercado. Luego les he mandado a pedir la propina a nuestros Pinochos.

    - ¿Por qué se empeña en meter basura en mi casa? - Si no lo queréis tengo comprador. - ¡No se tire faroles que éste trasto es de cuando se inventó la tele! - Se lo quedará el cura de una parroquia en la que "límpio" para ponerlo como ejemplo a los feligreses. Dice que es un engendro del demonio porque solo enseña cosas pecaminosas. - A ver, enchúfelo... ¡Nada! Lleva años muerto. - "¿Entonces no lo quieres? (preguntó a la abuela) Pensé que sería un bonito regalo de boda.  Creo que hoy la Cotilla no comerá con nosotras.

     La verdad es que se queda una como huérfana al no oír el sonido de la caja tonta pero hemos podido hablar sin interrupciones de ¡Calla que no sé qué dice la locutora! La abuela ha comentado la valentía de un grupo de músicos de la Sinfónica que tocó ayer en el Auditorio, pese a ser coaccionado por los que mandan y creen tener razón, con un público "verde" totalmente entregado. Lo recaudado fue para la Caja de Resistencia de los maestros que ya llevan mucho dinero perdido por la cabezonería de los Pinochos.

    Mientras la abuela hablaba entró, de nuevo, la Cotilla. Traía una bolsa de magdalenas para sellar la paz con su amiga. - ¿Es del contenedor del súper? - Sí, pero caducan mañana. - "Vale, pues llegas a tiempo de brindar por los músicos ¡Niña, trae las copas!... ¡Por la solidaridad!" - Luego se nos han ocurrido más brindis y finalmente hemos dormido una reparadora siesta...

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook