Blog 
Mi ¿amiga? Pascualita
RSS - Blog de Isabel JiménezBravo Llabrés

El autor

Blog Mi ¿amiga? Pascualita - Isabel JiménezBravo Llabrés

Isabel JiménezBravo Llabrés

Isabel Jiménez-Bravo Llabrés es una mujer, bastaría decir eso para definirla, pero por si queda alguna duda: es mujer, madre, abuela, amiga... conocida mundialmente por sus croquetas, ha decidido dar un paso más, compartiendo con quien quiera pasar un buen rato, las historias de su ¿amiga? Pascualit...

Sobre este blog de Cultura

"Mi ¿amiga? Pascualita" es un personaje entrañable a la par que desquiciante, que entra a formar parte, de una forma muy peculiar, de una familia nada común, pero en la que podemos identificar a miembros de nuestra propia familia. ...


Archivo

  • 18
    Julio
    2013

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Lola, Lolita...

     La abuela ha ido a por chorizos para las lentejas y no había. Se ha mosqueado porque otras veces ha querido comprar carcasas de pollo para hacer caldo y se le habían adelantado los chinos.-  "¡Si que madrugan los jodíos!" - Pero con los chorizos no le había pasado nunca. La gente se los ha llevado para hacer barbacoas delante de las sedes de los Pinochos jajajajajaja ¡Es que somos unos cachondos" - ¿Entonces no comeremos lentejas?

    Trajinaba en la cocina sin parar de cantar y reír y entré a ver qué pasaba. ¡Estaba bailando con Pascualita y Pepe, uno en cada mano! La sirena batía palmas y enseñaba sus dientecitos de tiburón (¡que grima da verlos) A Pepe se le veía feliz (todo lo feliz que puede estar una cabeza cortada y reducida)

     ¡Avemariapurísimaaaaaaaaaaa! ¿A qué vienen esos gritos? - La abuela tiró al aire a Pascualita para que yo la recogiera y me la metiera, rápidamente, en el escote mientras rezaba para que al bicho no le viniera el mal humor repentino.

    - "Nadie está gritando" - Parecía que te mataban - "Estaba cantando, boba" - Pues me ha faltado poco para llamar al Municipal y acusar a tu nieta de abuelicidio. - ¡¡¡Abuela. esta no come hoy aquí!!! -

    Nos sentamos a la mesa (porque a mi nadie me hace caso) y mientras la abuela iba y venía poniendo la mesa, seguía cantando: " ¡¡¡¿Dónde va tan bonita, Lola, Lolita, la Piconeraaaaaaaaa...?!!!" - ¿Ha bebido? - Está así desde que ha llegado del mercado. - Habrá bebido allí ¿Durará mucho ésta tabarra? - No creo que cante con la boca llena. - ¿Cantar? Mira al fraile Paco, el pobre señala tiempo inseguro y se está empezando a poner la capucha.

    No ha sido hasta que hemos tomado el café que la abuela ha callado porque, entre bocado y bocado, soltaba el Lola, Lolitaaaaa. - "Tengo una amiga..." (ha empezado a contar) - ¡Y se llama Lola! (hemos saltado la Cotilla y yo a la vez) - Con los ojos como platos por la sorpresa, ha dicho: - "¿Pero, como...?" - Somos muy listas, abuela. - ¡Vaya! Pensé que tu amiga era yo (la Cotilla está celosa. ¡Bien!) - "Es guapa y más alegre que unas castañuelas" - ¡Así, cualquiera. Yo no me río porque la paga no me da ni para eso. - "Le gustan los gatos" - ¡Quita, quita, que me dan alergia! - Si es usted un cromo. - ¿Pero seré la madrina de tu boda? (lloriqueó) - "¡Claro que sí, mujer!... Lola, Lilitaaaaaaaa..."

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook