Blog 
En analógico y en digital
RSS - Blog de Rubén Sánchez Antuña

El autor

Blog En analógico y en digital - Rubén Sánchez Antuña

Rubén Sánchez Antuña

Ingeniero de telecomunicación, diplomado en economía y postgrado de especialista en economía de las telecomunicaciones. Como escritor tiene publicados cinco libros: "Dos estrelles nel firmamentu infinitu","El murmuriu d'un mieu ensin nome","Dos visiones asturianes de le...

Sobre este blog de Tecnologia

Reflexiones sobre las TIC y la sociedad de la información


Archivo

  • 15
    Noviembre
    2013

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    ASOMBRARSE ES POCO

     

    Reconozco que tengo cierta debilidad por este tipo de noticias. La sonda LADEE (Lunar Atmosphere and Dust Environment Explorer), que se encuentra orbitando alrededor de la Luna desde el pasado 6 de octubre con el objetivo de estudiar la exosfera lunar, batió un récord de las telecomunicaciones al conseguir el 18 del mismo mes transmitir datos a una velocidad de 622 Mbps  a la estación de la NASA ubicada en White Sands (Nuevo México). Es decir ¡¡¡384.000 kilómetros de distancia!!! entre emisor y receptor, en lo que fue la primera transmisión láser desde la órbita lunar y a 622 Mbps.
    El sistema de comunicación, conocido con las siglas LLCD (Lunar Laser Communication Demonstration) es un sistema láser bidireccional, con el que se ha logrado  también una subida de datos  libre de errores desde la estación en Nuevo México hasta la sonda a una velocidad de 20 Mbps. El anterior récord de tasa de transferencia de datos, usando tecnología láser, estaba fijado en 300 bps. Esta diferencia de velocidad puede hacernos una idea aproximada de las innumerables oportunidades que se abren en este campo. El desarrollo de esta tecnología va a suponer un cambio drástico en la forma de comunicarse con futuras misiones espaciales, permitiendo un aumento en la resolución de las imágenes recibidas desde las sondas así como el envío de vídeos en 3D desde los sitios más remotos de nuestro sistema solar.
    Y, cuando aún seguimos con la boca abierta ante tal “milagro”, ya se habla de su sucesor, el LCRD (Laser Communications Relay Demonstratio), cuyo lanzamiento está programado para el año 2016 con objetivos más alucinantes: la transmisión a 1,25 Gbps de datos codificados y 2,88 Gbps sin codificar.
    El problema de todo sistema óptico es que necesita que emisor y receptor se “vean” para funcionar (si es que “ver” sirve como verbo cuando la distancia entre emisor y receptor es de 400.000 kilómetros). La solución pasa por poner en órbita una red de satélites con sistemas ópticos de transmisión y recepción que permitan esa visibilidad requerida. Mediante este sistema la NASA espera incluso poder establecer comunicaciones permanentes con Marte, un primer paso crucial para el desembarco en el planeta vecino.

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook