Blog 
El blog de Pilar Garcés
RSS - Blog de Pilar Garcés

El autor

Blog El blog de Pilar Garcés - Pilar Garcés

Pilar Garcés


Archivo

  • 08
    Noviembre
    2011

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    El ejemplo de Westerwelle

    Por Dios, qué exagerada Angela Merkel en su habitual discurso de los sábados. Qué ganas tiene esta mujer de amargarnos el fin de semana con sus conclusiones del G20 (los países emergentes le hacen un corte de mangas a la Vieja Europa y su montaña de antiguas y nuevas facturas) y con sus batallitas del Peloponeso. Dice Merkel que vamos a tardar diez años en levantar cabeza. Se lo preguntaremos al oráculo de Delfos, que seguro que nos da mejores noticias. Un década para dejar atrás esta crisis que amenaza con cargarse a gente como Papandréu y Berlusconi, pero que al final no lo hace, les deja indemnes y sólo afecta a mi vecino, que acaba de consumir el paro y no encuentra nada de nada, y a su novia, que era interina y ahora no la contratan. La recesión es selectiva, elige a sus víctimas y no de la manera más justa según mi criterio. Pero a lo que vamos, no sea tan agorera. Mire en su gabinete, señora Merkel y verá a su ministro de Asuntos Exteriores, Guido Westerwelle, que se acaba de comprar una mansión en Son Vida por dos millones de euros. ¿No es una buena noticia? ¿No nos invita al optimismo este ejemplo de reactivación del mercado del ladrillo, este repunte del consumo, este ejemplo de austeridad?
    El jefe de la diplomacia alemana es un viejo conocido en la urbanización más exclusiva de Mallorca, pues veranea en ella desde hace años porque encuentra privacidad, belleza, un campo de golf y ese tipo de cosas que nunca están de más cuando eres un personaje importante. El nuevo vecino de Palma y su marido, el representante deportivo Michael Mronz, disfrutarán sin duda de la casa de 400 metros construidos en una parcela de 2.000 que también alberga una piscina de 60 metros, porque la capital balear está perfectamente comunicada con las ciudades más importantes de Alemania (cosa que no se puede decir de las ciudades más importantes de España) con vuelos a todas horas del día y todos los días. Westerwelle ha efectuado una buena adquisición en el land número 17, como se llama humorísticamente a la isla en su principal emisor turístico. Seguro que si preguntamos desde la pura envidia cómo la va a pagar con su sueldo público, nos contesta que con el patrimonio familiar, el de su esposo, que si un crédito a 35 años, que si unos ahorrillos. Ningún dato que nos sirva para seguir sus pasos y acabar compartiendo vecindario.

    No les afecta la crisis. No como a nosotros. Son los que se reúnen en consejos de ministros, en cumbres europeas, en citas bilaterales y demás para adoptar acuerdos que nos hagan un poco más pobres hoy para salvarnos el mañana, y luego nos bombardean con mensajes de catástrofe y ruina para que no nos durmamos en los laureles. A nosotros, que vivimos en un universo paralelo al suyo. Porque ellos salen del despacho y cogen un vuelo que les lleve a la segunda residencia que acaban de comprarse por dos millones de euros en Mallorca. Sería muy generoso por su parte si nos explicaran cómo lo consiguen. Para seguir su ejemplo, sólo eso.

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook