Blog 
El Análisis
RSS - Blog de Alejandro Vidal

Sobre este blog de Deportes

Un espacio en el que analizar todo lo relacionado con el RCD Mallorca: fichajes, encuentros, jugadores, temas institucionales, etcétera.


Archivo

  • 26
    Abril
    2014

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Toda generalización acarrea injusticia

    La Federació de Penyes del Mallorca se colocó ayer, inesperadamente, a la altura de aquellos a quienes critica con duros adjetivos. Se equivocó gravemente su presidente, Miquel Mesquida, al señalar y no citar a Ximo, Kevin y Nsue. Pero aparte de la libertad de expresión de cada uno y su derecho a opinar como le venga en gana, en el comunicado emitido se concitan la inoportunidad y la generalización que, como se sabe, inevitablemente acarrea injusticia.

    Los mismos que en tantas ocasiones han reprochado que el consejo de administración publicara notas incendiarias cuarenta y ocho o venticuatro horas antes de un partido, tropezaron en la misma piedra. En cuanto a directivos y plantilla, no es ecuánime meter a todos en el mismo saco. Hay jugadores que, siendo mejores o peores, mantienen una actitud irreprochable y lo mismo podemos decir de los consejeros, por mucho desinformado que quiera apuntar siempre en la misma dirección y a la misma persona.

    Y todo eso, sin referirnos a la amenaza incluida en el mensaje que, en todo caso, tendrá que ser valorada y considerada en foros diferentes y por otra clase de profesionales.

    La tormenta adquiere fuerza de ciclón a su paso por Vitoria. Es la reedición, aumentada si cabe, de la cita de Ponferrada con dos salvedades: que el Alavés es peor equipo y en igualdad de entusiasmo, inferior al Mallorca. Es decir si los de Carreras equilibran la azarosa y persistente intensidad local, deberían imponer su superior calidad individual y colectiva. No hay otra clave. 

    Si saltan a Mendizorroza los once que inicialmente se presume, cabe la posibilidad de que Antonio López mejore las prestaciones de Kevin García y Bigas en la banda, de que Generelo recupere su tono por delante de los centrales, que Cadamuro no se permita frivolidades y Gerard Moreno se reencuentre con su olfato goleador. Claro que cada vez que uno ha decidido confiar en este equipo, ha terminado lamentándolo. A ver si por una vez y sin que sirva de precedente reina la unión, aunque sólo sea en el vestuario.

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook