Blog 
El Análisis
RSS - Blog de Alejandro Vidal

Sobre este blog de Deportes

Un espacio en el que analizar todo lo relacionado con el RCD Mallorca: fichajes, encuentros, jugadores, temas institucionales, etcétera.


Archivo

  • 08
    Febrero
    2013

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Tan humano como intencionado

    Me sorprende el poco relieve que se ha dado a la decisión del Comité de Competición de retirar la segunda tarjeta amarilla mostrada a Javi Márquez, en Anoeta, el pasado domingo.


    Dicho acuerdo es trascendental porque, en sí mismo, reprocha al colegiado, el cántabro José Antonio Teixeira Vitienes, no sólo su error humano, sino la evidencia de una equivocación intencionada cuando no sancionó de la misma manera una infracción igual y mucho más clara del defensa de la Real Sociedad, José Angel. Al señalar la primera injusticia, revela la influencia de la segunda.

    Si este pésimo árbitro fuera mínimamente coherente, ayer mismo habría formulado su renuncia, abandonaría su función y tendría que disculparse ante el Mallorca, su afición y, por encima de todos, Joaquín Caparrós. No incluyo a los jugadores porque, del desaguisado posterior, no tiene ninguna culpa el juez de la contienda. O sí.

    Si yo fuera quien, como el ya exentrenador del Mallorca, ha pagado los platos rotos de tan monumental como ilógica actuación, ya habría telefoneado a Santander para hacerle ver al ínclito personaje que su fallo consciente me ha costado el contrato, le ha causado a mi club un perjuicio económico considerable y a mi equipo quién sabe si el descenso. Una vez cesado, Caparrós y sus colaboradores están en una posición idónea para hacer esa llamada.

    Antes de que el tópico y la maledicencia intercepten el mensaje de esta columna advierto, exceptuando al lector inteligente, de que no culpo al trencilla cántabro de una derrota nada menos que por tres a cero. Sólo llamo la atención sobre el hecho de que, las dos infracciones erróneamente sancionadas por el triste protagonista, se producen con el marcador inicial de empate a cero y condicionan el posterior desarrollo del partido, como reconoce el propio Comité. No el de árbitros, que ya le ha designado para montar otro cirio.
     

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook