Blog 
El Análisis
RSS - Blog de Alejandro Vidal

Sobre este blog de Deportes

Un espacio en el que analizar todo lo relacionado con el RCD Mallorca: fichajes, encuentros, jugadores, temas institucionales, etcétera.


Archivo

  • 11
    Septiembre
    2012

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Ponerlo fácil

    Cada cual arrima el ascua a su sardina y a las televisiones, desde mi punto de vista erróneamente, les trae sin cuidado el número de espectadores que acuden a los estadios, no así aquellos que, previo pago o no, se disponen a sentarse ante el televisor para ver un partido de fútbol. Digo erróneamente porque en definitiva viven de los aficionados y nadie se aficiona al fútbol por televisión, sino por el ambiente que se registra en las gradas y la pasión que desata cada equipo.
    Por lo tanto, mal negocio el suyo a corto o medio plazo y, por supuesto, no mucho mejor para los clubes, aunque se agarran al dinero que proporcionan los derechos de imagen como cualquier condenado a un clavo ardiente.
    Si partimos de este razonamiento, el error de los operadores al establecer los horarios de los encuentros de Liga es doble. Primero porque no fomentan la afición, ya que la gente acude menos a los recintos y, además, porque un día laborable a las nueve y media de la noche tampoco es buena hora para un partido televisado.
     
    En cuanto a los abonados, es un hecho que han descendido en todas partes. Primero por la crisis económica que sufrimos y, sobre todo, porque nadie se arriesga a adelantar el dinero para diecinueve citas sin saber a cuántas de ellas podrá asistir. Me temo que alguien deberá buscar fórmulas imaginativas porque ya ni dividiendo la temporadas en dos hay respuesta suficiente. ¿Abonos mensuales?, todo llegará aunque lo más fácil es aplicar la lógica y señalar día y hora en el mes de agosto para todo el campeonato, como en otros países. 

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook