Blog 
El Análisis
RSS - Blog de Alejandro Vidal

Sobre este blog de Deportes

Un espacio en el que analizar todo lo relacionado con el RCD Mallorca: fichajes, encuentros, jugadores, temas institucionales, etcétera.


Archivo

  • 20
    Febrero
    2012

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Paisaje despues de la resaca

    Seguimos con la resaca de la goleada al Villarreal. La verdad es que por aquello del Submarino, el partido se puso como el juego de la guerra de barcos, ese de las cuadrículas con que a más de uno nos pillaron jugando en tiempo de clase. Los de un cuadradito eran lanchas, los de dos o tres, acorazados y los de cuatro, submarinos. Así que tras un disparo al agua de Nunes, Víctor encontró la ubicación del gigante: tocado; llega Martí, tocado; otra vez Víctor, tocado. No cabía la menor duda, como mucho podía resistir un tiro más y fue el remate de cabeza del portugués: hundido. Se había ganado una batalla, el golaverage y el placer de ver terminar un partido del Mallorca sin sobresaltos.

    Ahora muchos de los jugadores mallorquinistas, parecen menos malos. ¡Así es el fútbol! Más allá de unas conclusiones tan simples, hay algunos detalles que demuestran la capacidad de trabajo de Caparrós, al margen de aciertos o errores. Ayer enumerábamos algunas de esas muestras, como la recuperación de Castro, sustituto de Martí en los saques de esquina y faltas; la del propio Víctor, en su mejor estado anímico y de forma desde que viste de bermellón y la seguridad adquirida en la defensa de las acciones a balón parado en contra, en parelelo al provecho que se saca de la estrategia en ataque. Resultados aparte, todo un mundo en relación al rendimiento y comportamiento de estos futbolistas en la llamada era Laudrup.

    Pero una flor no hace estío ni un partido deja de ser poco más que un granito de arena en el conjunto de un campeonato. Lo ideal es conseguir una línea de regularidad, algo a lo que aspiran todos pero casi ninguno logra. De ahí que sea preciso ratificar tan buena impresión ante la Real  y Osasuna. Los próximos seis puntos o cuatro de ellos, podrían aclarar mucho el futuro.

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook